Por Iván Pérez Sarmenti

Buenos Aires (CNNEspañol.com) - Una gran tormenta que comenzó el domingo por la noche en Buenos Aires causó la muerte de una persona y generó graves problemas de tránsito, inundaciones en las calles, cortes de electricidad y la interrupción del servicio del metro y trenes.

Como consecuencia del temporal, un hombre de 76 años murió ahogado en su casa en La Matanza cuando ingresó a recuperar algunos objetos de valor.

En esa zona, el desbordamiento del Río Matanza obligó a evacuar a unas 30 personas, mientras que en Quilmes debieron hacer lo mismo con otras 20, según el Consejo de emergencias de la provincia de Buenos Aires.  

En Chivilcoy, a unos 170 kilómetros de la capital, el intendente informó de la evacuación de más de 70 personas.

De acuerdo con el gobierno de Buenos Aires, desde la medianoche cayeron 118 milímetros de agua, lo que alteró el funcionamiento de semáforos y causó importantes demoras en los aeropuertos locales. Además, varias escuelas suspendieron clases. 

En el barrio de Constitución se derrumbó una casa y los bomberos rescataron a una persona que quedó bajo los escombros. En Belgrano, en tanto, varias calles quedaron inundadas con un metro de agua que arrastró autos estacionados, según los vecinos. 

En cuanto al tránsito, hubo retrasos en las autopistas, que estuvieron restringidas en algunos tramos. Las principales avenidas, como Libertador, estaban parcial o totalmente cortadas y en varios cruces importantes los semáforos no funcionaron. Los trenes y los subtes también interrumpieron sus servicios en las primeras horas de la mañana, generando grandes demoras.

Si bien se espera que las lluvias y vientos continúen durante todo el día, la situación se iba normalizando. Los subtes y trenes lentamente van restableciendo sus servicios, mientras que efectivos de bomberos y de Defensa Civil trabajan para atender a los vecinos afectados y despejar las calles cortadas por los árboles caídos.