Argentina e Irán investigarán atentado de 1994
28 febrero 2013
10:16 AM ET

Argentina e Irán investigarán atentado de 1994

(CNNMéxico) — Los diputados argentinos convirtieron en ley un acuerdo con Irán negociado por el gobierno de Cristina Fernández para interrogar a dirigentes iraníes acusados por el atentado contra la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) que mató a 85 personas e hirió a 300 en 1994.

Tras 13 horas de debate, el bloque oficialista se impuso con 131 votos, en tanto que la oposición, apoyada por entidades de la comunidad judía de Argentina, rechazó el acuerdo con 113 votos.

A su vez, el Parlamento de Irán comenzó a analizar en Comisión el acuerdo firmado con Argentina, según información publicada este jueves en el sitio de internet de la Cámara de Teherán, reportó la agencia EFE.

El 27 de enero pasado, los países firmaron un memorando para crear una Comisión de la Verdad, integrada por cinco miembros, ninguno de ellos iraní o argentino.

El memorando bilateral permite a los cinco juristas y el juez argentino de la causa tomar declaración en Teherán a ocho imputados, entre ellos el actual ministro de Defensa, Ahmad Vahidi y el expresidente Alí Rafsanjani (1989-1997).

Centenares de miembros de la comunidad judeoargentina, de 300,000 miembros, la mayor de América Latina, se concentraron ante el Congreso y levantaron carteles de protesta con la leyenda 'No', según un reporte de la agencia AFP.

"¿Qué tipo de cooperación podemos tener con ese Estado? La bomba fue debatida por el gobierno de Irán, que ordenó ponerla", cuestionó el jefe del bloque de la primera oposición legislativa (UCR, socialdemócrata), Ricardo Gil Lavedra.

En el mismo sentido, el diputado opositor Pablo Tonelli afirmó que con el acuerdo "Argentina no logrará nada que permita avanzar con la investigación", y sostuvo que "los imputados van a estar libres de las órdenes de captura de Interpol". Sobre todos ellos pesa una orden de captura de Interpol con una alerta roja que Teherán se niega a reconocer.

Estados Unidos se ha declarado "escéptico" de que se alcance una solución justa e Israel ha protestado por considerar impropia una negociación con Irán, país al que no considera fiable.

"Es mejor interrogar que no poder interrogar a nadie. Sin indagatorias la causa no avanza", defendió el acuerdo el canciller Héctor Timerman en una audiencia previa de comisiones legislativas.

La investigación del ataque se estancó en 2006 cuando la justicia de Argentina acusó a ocho autoridades y líderes iraníes, entre ellos el excanciller Alí Akbar Velayati.

"El memorando no puede ser acompañado. Reconocemos el hecho para impulsar el esclarecimiento, pero las dudas siguen flotando", había criticado el presidente de la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA), Julio Schlosser, líder político de una comunidad, según reportó AFP.

El atentado, perpetrado el 18 de julio de 1994, destruyó el edificio de siete plantas de la AMIA, en el barrio de Once de la capital argentina.

Dos años antes, la embajada de Israel en Buenos Aires había sido atacada, con balance de 29 muertos y 200 heridos.

Las reacciones de familiares

El presidente de la AMIA, Guillermo Borger, lamentó que "se avale un tratado con el estado teocrático de Irán y olvidar a los 85 muertos".

En cambio, la dirigente de la organización de familiares de víctimas Memoria Activa, Diana Malamud, dijo que "no se esperan grandes resultados, pero hay derecho a avanzar aunque sean pequeños pasitos".

Laura Ginsberg, líder de otra organización de los divididos familiares, la agrupación APEMIA, afirmó que "la comisión no va a traer la verdad que venimos buscando hace 19 años" y cuestionó a la fiscalía argentina.

"Todo lo que el fiscal (Alberto) Nisman hizo fueron inferencias. No sabemos si fueron los iraníes, los sirios, o los libaneses. Hay que esclarecer la conexión local del atentado y abrir los archivos secretos de inteligencia en Argentina", expresó Ginsberg.


Secciones: Argentina • Irán • Latinoamérica • Mundo