"Si los talibanes pensaron que nos silenciarían se equivocaron"

Por Laura Smith-Spark
(CNN)
Solo tiene 16 años, pero la Organización de las Naciones Unidas declaró un día en su honor y tiene su propia fundación que apoyar el derecho a la educación de las niños en el mundo. Su discurso podría ser el principio del cambio, así lo cree al menos el primer ministro británico Gordon Brown.

Se trata de Yousufzai Malala, una niña pakistaní que ganó la atención internacional en 2009, por defender el derecho de las niñas a recibir educación con publicaciones en un blog.

Malala vivía en Swat, una región en Pakistán en la frontera con Afganistán. Su padre dirigía una de las pocas escuelas que desafió la prohibición del Talibán y mantenía sus puertas abiertas para las niñas.

En octubre de 2012, un grupo de hombres subieron al autobús escolar y preguntaron por ella. Le dispararon en la cabeza y la hirieron gravemente. Fue llevada en avión a Peshawar y a Inglaterra donde fue operada por lesiones en el cráneo y terminó su recuperación.

Este viernes Malala cumplió 16 años y un grupo de 500 líderes jóvenes lo celebraron brevemente en la Asamblea de la ONU cantando Feliz Cumpleaños. La organización declaró el 12 de julio como el Día de Malala.

Ahí dijo que el Talibán “pensó que la bala nos silenciaría, pero fallaron”. “Un niño, un profesor, un libro y una pluma pueden cambiar el mundo. La educación es la única solución”.