Por Diulka Pérez, para CNN

(CNN Español) - El papa Francisco retiró a su embajador en la República Dominicana, Josef Wesolowsky, una medida que según un representante de la iglesia local está vinculada con acusaciones de abuso de menores.

El portavoz del Vaticano, Federico Lombardi, confirmó que Wesolowski fue apartado de sus funciones y que se investiga el caso.

"Sobre la situación del nuncio apostólico en la Republica Dominicana confirmo que ha sido llamado por la Santa sede y retirado de sus funciones. Hay una investigación en curso sobre las acusaciones en su contra", dijo Lombardi en un comunicado..

Las autoridades judiciales dominicanas ya tomaron el caso en sus manos y abrieron una investigación para determinar el alcance y la veracidad de las denuncias contra el nuncio apostólico del Vaticano.

"Sobre el nuncio también hemos iniciado formalmente la apertura de la investigación. Ustedes saben que aquí tenemos que trabajar con dos aspectos legales: uno la legislatura nacional y otro la legislación internacional en su condición de diplomático que implica otros mecanismos de investigación y de juzgamiento”, dijo a CNN el procurador general, Francisco Domínguez Brito.

La Iglesia Católica admitió los hechos y, según informes, fue el mismo cardenal dominicano Nicolás de Jesús López Rodríguez quien dio parte a las autoridades eclesiásticas en el Vaticano de las actividades del nuncio.

El vocero de la Iglesia Católica dominicana, Agripino Núñez Collado, se mostró avergonzado por la situación y dijo que "la justicia tiene que actuar.

Wesolowsky fue nombrado nuncio apostólico de Su Santidad por el papa Benedicto XVI eN enero de 2008 y el pasado 21 de agosto fue destituido de su cargo por el papa Francisco.

Luego de las acusaciones de abusos sexuales de menores, las autoridades dominicanas y del Vaticano aseguran ignorar el paradero del sacerdote.

Por el momento se descarta que el exnuncio sea devuelto para ser juzgado en la República Dominicana debido a la falta de un acuerdo de extradición entre ambos países. Si las investigaciones confirman las acusaciones de pederastia, por su condición de embajador en el momento de los hechos, según las leyes internacionales podría ser juzgado en el Vaticano.