(CNN Español) - El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, convocó para este sábado a nuevas marchas, en respuesta a los hechos de violencia desatados en las manifestaciones opositoras por el Día de la Juventud, ocurridas este 12 de febrero.

En la mañana del viernes se reportaron al menos tres protestas pacíficas por parte de los estudiantes, respaldadas por otros sectores de la sociedad civil, mayormente opositores.

Los manifestantes repudian la detención de estudiantes, condenan las 3 muertes ocurridas en las protestas del miércoles y exigen cambios en la gestión del Gobierno en temas de inseguridad, escasez e inflación.

Por su parte, Maduro dijo la noche del jueves que “lo que se hizo ayer (miércoles) tenía un objetivo político, ir contra la Constitución, derrocar un gobierno, que tiene legitimidad en el apoyo popular”.

El secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática, Ramón Guillermo Aveledo, se pronunció el viernes sobre los hechos de violencia que se han vivido en Venezuela.

Aveledo dijo que la “libertad de los detenidos es el primer paso para la paz en Venezuela”. También exigió a Maduro que presente pruebas de su denuncia sobre la planificación de golpe de Estado.

En el plano internacional, la alta representante de la Unión Europea destacó que la libertad de expresión y el derecho a las manifestaciones pacíficas son esenciales.

Y a través de un comunicado, un funcionario del departamento de Estado de EE.UU. dijo que le preocupa la violencia asociada con las manifestaciones del 12 de febrero en Venezuela.