Por Laura Smith-Spark, Pierre Meilhan y Elwyn Lopez, CNN

(CNN) — Cuatro personas murieron a causa de un tiroteo registrado este sábado en el Museo Judío en Bruselas, Bélgica.

Este domingo, un ciudadano belga falleció en el hospital al que fue trasladado, según indicó a CNN el vocero del museo. Las otras tres, una pareja israelí y una mujer francesa, murieron en el lugar del ataque.

Imágenes del museo muestran al atacante acercándose al edificio, abriendo fuego con un rifle de asalto AK-47 y escapando del lugar. En las fotografías y el video difundido por la policía belga el hombre viste una gorra y una playera azul, cargando dos bolsas sobre su espalda. Las imágenes no muestran su foto claramente.

El atacante abandonó a pie el lugar y se dirigió hacia el centro de Bruselas antes de desaparecer, según la policía.

Las autoridades buscan al sospechoso, que se cree actuó solo, dijo el vicefiscal público Ine Van Wymersch. Los investigadores esperan que el público pueda ayudar a identificar al sospechoso.

Las circunstancias del tiroteo han alimentado la sospecha de que pudo haber sido un ataque antisemita, aunque el móvil no ha sido determinado. Van Wymersch dijo que era muy pronto para asegurar sí el ataque fue un acto de terrorismo o un crímen de odio.

El Ministerio del Interior de Bélgica elevó su nivel de alerta terrorista a raíz del ataque.