Por Barry Neild, CNN

(CNN) - El hotel Krystall sin duda inspirará algunas bromas sobre una recepción helada cuando abra en diciembre de 2016, pero una vez los huéspedes se den cuenta que están a punto de registrarse en un gigante copo de nieve flotante, podría derretir corazones con igual facilidad.

El lujoso hotel de 86 habitaciones ha sido diseñado por la empresa de arquitectura Dutch Docklands para la ciudad noruega de Tromso, la cual ofrece a los clientes un destino único y un lugar inigualable desde donde se puede ver la aurora boreal.

Si estás viendo esta nota en tu móvil, mira aquí la galería.

"Lo llamamos un desarrollo sin fisuras", dijo el arquitecto Koen Olthuis a CNN, explicando por qué el hotel Krystall de cinco estrellas se asentará sobre las aguas glaciales de la costa escarpada de Tromso en vez de hacerlo en tierra firme.

"Debido a que flota, no tenemos ningún impacto en ese lugar. Si lo quitas después de alrededor de 100 años, no dejará ninguna huella".

"Esta es la única manera de llevar un hotel a un ambiente marino que es así de hermoso y valioso".

Olthuis dijo que el Krystall ha sido inspirado por la arquitectura flotante que tiene tanta presencia en sus tierras bajas holandesas, pero será en una escala mucho mayor y más opulenta que lo esperado por los visitantes acaudalados de Japón, Rusia y otras partes de Europa.

"En el hotel, flotarás a través de pasillos cubiertos de formas geniales y futuristas, podrás recostarte al lado de una chimenea recubierta de ladrillos transparentes que parecen bloques de hielo y dormir en habitaciones adornadas con diseños minimalistas y con diseños de invierno", agrega.

Propiedad flotante  

Sin embargo, las mejores características del Krystall son los techos de cristal que ofrecerán vistas claras de la aurora boreal y ventanas que permitirán dar un vistazo a la costa noruega cubierta de árboles nevados.

Debido a que está en el mar y no está anclado a la tierra, el hotel solamente tendrá acceso por barco, pero la arquitectura promete que no se verá afectado por los fuertes vientos y las olas, gracias a "los amortiguadores, resortes y cables".

"La base flotante es muy grande y por lo tanto, también es muy estable. No notarás ningún movimiento. Este hotel es una propiedad flotante y no se moverá", dijo Olthuis.

"Tendrá la misma apariencia y se sentirá igual que un hotel en tierra firme, pero en el lugar más hermoso del agua".

El costo de la construcción de dicha estructura no ha sido revelado; sin embargo, tendría un valor 15% mayor que un hotel equivalente en tierra firme.

De hecho, la construcción del muelle seco del Krystall inicialmente se planificó hace algunos años, pero será puesto sobre el hielo (por supuesto) hasta el 2015, debido a la recesión financiera global.

Mientras tanto, Dutch Docklands ha empezado a trabajar en un desarrollo distinto en las Maldivas.

La construcción de Ocean Flower, un complejo de 185 villas flotantes en una configuración tipo flor, ya se está llevando a cabo cerca de la capital de las islas, Male.

Aumento del nivel del agua  

Greenstar, otro plan de desarrollo para las Maldivas, supone la construcción de un hotel flotante en forma de estrella.

También se ha anunciado recientemente otro proyecto que supone islas flotantes privadas cerca de Miami.

Aunque los hoteles de su compañía están diseñados para el mercado de ocio lujoso, forman un portafolio más amplio de trabajo destinado a tratar preocupaciones más reales: el cambio climático.

Los efectos derivados del aumento del nivel del agua, que los científicos adjudican al calentamiento global, ya se están sintiendo en las Maldivas y Miami; Olthuis dice que necesitamos aprender a vivir con el agua, no pelear contra ella.

Es un enfoque que ya ha provocado críticas por parte de algunos ecologistas, quienes dicen que deberíamos estar abordando las causas del calentamiento global en lugar de ir a los mares para evitar sus efectos.

Olthuis está convencido de la necesidad de su enfoque.

"Veo a mi alrededor los primeros signos de una nueva generación de arquitectos del cambio climático, quienes no solo quieren proveer iconos sino también soluciones", agregó.

"Vivimos en un mundo dinámico donde los edificios estáticos no proveen la flexibilidad necesaria".

"Construir en el agua nos proporciona un nuevo lugar para expandirnos, un lugar seguro contra inundaciones y flexibilidad para adaptarnos a nuevos desarrollos sin necesidad de las demoliciones".