La tripulación de la nave escorada ya fue evacuada.

(CNN)—Las autoridades marítimas francesas llevarán a cabo este lunes un último intento para enderezar un buque de carga a la deriva frente la costa de Francia.

El Modern Express, un carguero de bandera panameña empezó a escorarse el pasado martes a unas 200 millas náuticas al suroeste de Penmarch, en la costa atlántica francesa. Los 22 miembros de la tripulación fueron evacuados por aire en helicópteros de rescate españoles.

Su posición actual es de 50 millas náuticas de Arcachon, cerca de Burdeos. El domingo se llevó a cabo un intento para enderezar la nave, que no tuvo éxito debido a los fuertes vientos en malas condiciones en el mar.

El buque, que transporta cerca de 4.000 toneladas de madera y algunos vehículos, no presenta un riesgo ambiental, según el vicealmirante Manuel de Oliveira. Los tanques de combustible también están intactos, dijo Oliveira.

Se espera que una nueva operación de enderezamiento se lleve a cabo cuando las condiciones estén más tranquilas, este lunes.

Si la nueva operación para enderezarlo falla, se acompañará al carguero hasta su hundimiento.