Jimmy Savile, de gafas, en una imagen de archivo, uno de los personajes más influyentes de la sociedad británica acusado de decenas de abusos sexuales contra menores. Savile murió en 2011. (Crédito: ADRIAN DENNIS/AFP/Getty Images).

(CNN) - A abusadores seriales de menores y delincuentes sexuales como los expresentadores de televisión Jimmy Savile y Stuart Hall les fue permitido operar en la BBC con impunidad entre 1959 y 2006, según indica un abrumador informe.

Al presentar su reporte, la jueza retirada lady Janet Smith dijo que "la reacción de la BBC fue reveladora. Investigó acusaciones de corrupción pero no investigó quejas de niñas”.

“Savile y Stuart Hall eran predadores sexuales en serie”, aseguró Janet y agregó que la BBC perdió cinco oportunidades de detener la conducta de los atacantes.

La investigadora dijo que no podía descartar la posibilidad de que "un abusador de niños podría estar al acecho en la BBC incluso hoy en día".

El reporte fue publicado este jueves luego de dos años y medio de investigación sobre los reclamos a la BBC, destacando "serias deficiencias" en la cultura y manejo de gestión de la compañía.

En él se identifican a 72 víctimas de abuso, la mayoría en los años 70 "por el peor delincuente Jimmy Savile”, cuya víctima más joven tenía ocho años de edad.

Entre las víctimas de Savile en conexión con su trabajo en la BBC se incluyen a ocho personas que fueron violadas y una instancia de intento de violación. Otros se enfrentaron a asaltos sexuales. El mayor número de víctimas tenían conexión con el trabajo del presentador en el show “Top of the Pops”.

La investigadora aseguró que abusadores de menores como Hall y Savile son usualmente “muy inteligentes, elocuentes y carismáticos, pero son personas manipuladoras”.

“Stuart Hall es un ejemplo. Savile también. Él era inteligente, carismático y extremadamente manipulador, así no siempre fueran elocuentes. Cualquier empresa podría ser engañada por tal individuo”, dijo Smith.

“El poder de una celebridad y la confianza que le concedemos —que no demuestran ningún signo real de disminución de nuestra sociedad— hacen que la detección de un abusador que es una celebridad sea aún más difícil”, agregó. “Hasta que una queja sea hecha, este tipo de personas parecen disfrutar de confianza y aprobación de aquellos que los rodean”.

El reporte, sin embargo, no llega a identificar a una persona o directivo responsable de no proteger a las jóvenes y a las mujeres del daño que se les hizo, y al contrario, le atribuyó las deficiencias a la actitud de la sociedad durante las décadas de los 60, 70 y 80, en lugar a la acción de individuos concretos.

El reporte señala que Savile no cometió sus peores ofensas en las instalaciones de la BBC.

“Los incidentes más serios e intentos de violación que se describen tuvieron lugar en las propias instalaciones de Savile, no en la BBC”, dijo Smith en su reporte.

Sin embargo, estaban conectados con el trabajo de Savile en la BBC. "Usualmente el presentador se encontraba con la víctima en la cadena o le ofrecía la oportunidad de ir a la BBC antes de llevarla a otro lugar, ya sea a su casa o a su remolque".

Además de esos incidentes que ocurrieron en sus propias instalaciones, Savile satisfacía su deseo sexual en la BBC siempre que se presentara la oportunidad.

“Escuché que los incidentes tuvieron lugar prácticamente en cada una de las instalaciones de la BBC en las que trabajó ", concluye el informe.

'BBC se hizo el de la vista gorda'

La presidenta de la BBC, Rona Fairhead, se disculpó a través de un comunicado en nombre de la cadena por haber omitido las denuncias de abuso sexual en esa época, según el informe de la exjueza Janeth Smith.

“Aceptamos enteramente las conclusiones y recomendaciones del reporte”, dijo en un comunicado la presidenta de la BBC.

“En nombre de la BBC me disculpo con los sobrevivientes por todo lo que pudieron haber sufrido. También quiero prometerles a ellos directamente que nos aseguraremos de que la BBC hará todo lo posible para prevenir eventos como estos en el futuro”, dijo Fairhead.

“Nadie que lea este reporte puede tener duda de que la BBC falló. Les falló a las víctimas, pero no sólo a ellas, sino al público, a la audiencia y a sus funcionarios. La BBC se hizo 'la de la vista gorda' cuando tuvo que haber puesto atención. Y no protegió a aquellos que pusieron su confianza en ella”, añadió la presidenta de la cadena británica.

Entre tanto, Tony Blackburn, uno de los periodistas radiales más importantes de la BBC, informó a través de su cuenta en Twitter que la cadena lo despidió luego de que lady Janet Smith lo involucrara en un caso de abuso sexual contra un menor de 15 años en dicho reporte.

"Las razones por las que la BBC tomó esa decisión es que hay una evidencia de Janet Smith que muestra, creo, que ocurrió un encubrimiento, uno del que no tenía ni idea… estoy devastado”, dijo el DJ en un comunicado.

Según el presentador radial, en 1971 la madre de la joven de 15 años dijo que en el diario de la joven había indicios de que ella había sido seducida por algunas celebridades, incluido él, pero luego la señora retiró las acusaciones en contra de Tony Blackburn.

“Nunca vi el diario, ni tampoco nadie de la BBC lo vio, o tampoco el reporte de lady Janet”, aseguró Blackburn en el comunicado.

“La BBC dejó claro que ellos no terminaron mi contrato por alguna mala conducta. Ellos están destruyendo mi carrera y mi reputación porque mi versión de los hechos no concuerda con la de ellos”, escribió el conductor de radio, quien añadió que sus abogados tomarán “cualquier acción legal contra cualquiera que sugiera que él tuvo mal comportamiento”.