(CNN Español) - Cinco minutos. Eso tardó Joaquín 'El Chapo' Guzmán en acompañar a Kate del Castillo hasta su aposento y regresar a donde habían estado cenando por espacio de cinco horas el 2 de octubre de 2015, dice la actriz mexicana que, aunque no recuerda, se lo atribuye al actor Sean Penn.

“No me acuerdo, de verdad hay cosas que se me han borrado… Después Sean me dijo que se habían quedado todos superpreocupados, pero que él [Chapo] regresó a los cinco minutos”, explicó Del Castillo a Carmen Aristegui en una entrevista exclusiva para CNN en Español.

La escena ocurrió en un lugar de la jungla mexicana, donde Joaquín Guzmán Loera, prófugo de la justicia hasta entonces, recibió a los dos actores y a dos productores de cine con el propósito, según Del Castillo, de concretar la posibilidad de hacer una película de cine sobre la historia del jefe del cártel de Sinaloa.

Mira aquí la primera parte de la entrevista

Kate del Castillo reconoce que en esos cinco minutos a solas con 'El Chapo' estaba esperando “cualquier cosa”. Fue como en cámara lenta… “Él me tomó con su mano, me tomó el codo, cuando pudo haberme tomado de la cintura, cuando pudo haber hecho cualquier movimiento que él quisiera. Y mostró su caballerosidad, porque, ni modo, así es, fue caballeroso, no puedo decir otra cosa. No sé si lo es con todo el mundo, pero conmigo lo fue”, asegura.

kate hijo del chapo

En ese momento, Del Castillo dice que sintió confianza y se dijo a sí misma: “No me va a pasar nada”. Se le quitaron todos los miedos y vio la oportunidad de decirle lo que quería decirle a 'El Chapo', que iba en línea con lo que escribió en su tuit de 2012, en el que le pide públicamente “traficar con el bien”.

La actriz le pide entonces al narcotraficante, personalmente, “hacer algo bueno”.

“Usted es un hombre poderoso. Si hay algo bueno en usted, porque veo el amor que le tiene a sus hijos, el amor que le tiene a su mamá… Además, todos los seres humanos siento que tenemos bueno y malo. Vamos a hacer lo que originalmente yo le pedí en mi tuit. Y quiero que sepa que el proyecto que voy a hacer, de alguna manera va a redimir a las víctimas del crimen organizado. ¿Qué le parece, amigo?”, le soltó Del Castillo de camino a la habitación, según contó.

El miedo volvió a apoderarse de la actriz, que incluso llegó a pensar, antes de hablar a solas con 'El Chapo', que esas serían “sus últimas palabras”. Pero de nuevo los modales de Guzmán Loera le devolvieron la calma. “Él cómo me tomó el brazo me dio tranquilidad. Poder decirle lo que le dije me dio tranquilidad porque supe que no iba a intentar nada malo”.

Y no pasó, según Kate del Castillo. “No pasó absolutamente nada, seguimos caminando hasta una puerta y me dijo: ‘Amiga, me parece muy bien lo que… tienes un corazón muy grande, eres una mujer muy buena, y me parece muy bien lo que vayas a hacer… Está muy bien eso. Por cierto, tú vas a dormir en la cama de allá’”.

Según Del Castillo, había dos camas del lado izquierdo separadas por una pared y en frente había una cama separada por un biombo. Afirma que 'El Chapo” le dijo: “Tú vas a dormir en esa cama, para tu privacidad. Y para que sepas, los que van a dormir aquí son tus amigos. Para que estés tranquilla. A mí ya no me vas a ver, nunca duermo donde se quedan mis invitados, por seguridad de ambos, y… yo ya me voy. Y gracias por haberme dado de las mejores horas de mi vida”.

el chapo a kate dormir

¿Quién entregó a 'El Chapo'?

Hay muchas cosas que Kate del Castillo dice no entender en este proceso. Entre ellas, la tesis surgida en el seno del propio Gobierno mexicano acerca de que la captura de 'El Chapo' Guzmán presuntamente tuvo que ver con que se reunió con actrices y actores para filmar una película del narcotraficante.

“Yo siento que si de verdad fuimos nosotros, ¿por qué se esperaron tanto tiempo para agarrarlo? ¿No?”, dijo la actriz a Aristegui, cuando la periodista le comentó que la Procuraduría General de la República (PGR), el día siguiente a la captura de 'El Chapo', dijo en rueda de prensa que todo apuntaba a que ellos (Penn y Del Castillo) fueron un factor fundamental para el arresto.

La reunión entre Del Castillo, 'El Chapo' y Penn se celebró el 2 de octubre de 2015 y el narcotraficante fue recapturado el 8 de enero.

En medio de la confusión, la actriz tiene algo bien claro y es que se siente perseguida por el Gobierno mexicano. Desde lo que ella denomina “filtrar evidencia”, en el caso de los mensajes de texto que se cruzó con Guzmán Loera, hasta el recado “un poco intimidatorio” que el Secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, le envió con una amiga acerca de que el Gobierno sabía de su contacto con 'El Chapo'.

Carmen Aristegui le preguntó a Kate del Castillo de forma directa si ella o alguno de los otros tres (Sean Penn y los dos productores) pudieron haber notificado a las autoridades mexicanas o estadounidense sobre el encuentro que tendrían con 'El Chapo' Guzmán.

kate pgr

“Yo ya no confío en nadie… No sé Carmen, la verdad esas son de las grandes preguntas que yo tengo”, dijo Del Castillo inicialmente. Pero ante la pregunta insistente de si fue ella, respondió de forma tajante: “No, por supuesto que no”. Y asegura que tampoco cree que lo haya hecho alguno de los otros tres. “No creo porque nos pondríamos en riesgo todos”.

Kate del Castillo titubea un poco y afirma que no sabe, pero se enfoca y vuelve a ratificarse en su respuesta de que no cree que alguien del grupo haya entregado a 'El Chapo'. De hecho, trae a colación un gesto de transparencia de Penn en el que, según ella, su colega le comentó al narcotraficante que tenía un primo que trabajaba en la DEA, pero no tenía nada que ver con su presencia allí.

“La procuradora dijo que era por nosotros (que agarraron a ‘El Chapo’), yo no creo que haya sido por nosotros”, precisó Del Castillo. “¿Cómo vamos a tener nosotros más inteligencia que la DEA o la CIA o el Gobierno mexicano para saber en dónde está 'El Chapo’?”, cuestionó. “Además –prosiguió- nosotros cuando íbamos en el avión le preguntamos al hijo de ‘El Chapo’ que si nos iban a tapar los ojos y nos dijeron: ‘No, pos dónde está la confianza”, ¿no?’”.

En ese momento no tenían ni idea en dónde estaban, según Del Castillo. Hoy sabe por las autoridades, que se encontraban en el hasta entonces inexpugnable Triángulo Dorado, en el estado de Sinaloa.

La debilidad de 'El Chapo” vs. el miedo de Kate

No admite directamente que su debilidad por ella fue el gran error de 'El Chapo', pero Kate del Castillo sí cree que Guzmán Loera se descuidó y por eso lo recapturaron. “Yo decía: ¿Cómo puede ser posible que esté texteándome tanto tiempo? O sea, tan seguido”.

Se “texteaban” básicamente sobre el proyecto de la película y de la entrevista que Sean Penn publicaría en la revista Rolling Stone, según Del Castillo. Sin embargo, contó que también hablaron de México, del “mucho amor” que ambos sienten por el país y de lo “mexicanos” que son. “Él [Chapo] dice tener mucho amor por México y ser muy mexicano… ‘Amo a México’, me dijo, ‘igual que tú, ya sé que tú eres bien mexicana y que amas a México’”.

Del Castillo pone en duda el “amor” de 'El Chapo' por su país. “No puede ser, me parece ridículo, irónico, me parece que no tiene fundamento, porque uno no hace daño a quien ama o al que ama, ¿no? O a algo que ama”, explicó.

De lo que no desconfía es de su relación con el narcotraficante. Tanto así que confesó a Aristegui que hoy volvería a decir lo mismo que publicó en su tuit de 2012: que confía más en él [Chapo] que en los gobiernos. “Y más ahora que he entendido muchas cosas del gobierno y cómo manipulan las cosas”, dijo.

kate el chapo vida riesgo

“¿Sabes por qué no tengo miedo [de ‘El Chapo’]?”, se pregunta… a lo que enseguida responde: “Porque sé que él fue genuino conmigo, por lo menos en ese sentido, y yo sé que él confía en mí y puso hasta su vida en riesgo por mí. Confió en las personas que yo le llevé, por la confianza que me tiene a mí, que depositó en mí”.

Por ahora, a Kate del Castillo la medida de la tranquilidad parece dársela su conciencia. “Mira, la verdad siempre sale a la luz, yo no tengo absolutamente nada que esconder porque no he hecho nada malo, porque no hice nada ilegal, porque no… mi intención nunca fue mala. A lo mejor haría cosas tal vez diferente, pero yo no sabía que todo esto se iba a convertir en lo que se convirtió. Y yo creo que eso él [Chapo] lo sabe, por eso es que no tengo miedo a él ni al cártel [de Sinaloa]”.

Por esa misma razón, la actriz pide a la PGR y al Gobierno mexicano que “investiguen realmente” para que puedan decir que no hay nada de malo. “Que digan que no estoy lavando dinero, que no tengo una relación con ese señor [Guzmán], que nunca tuve una relación con él, menos amorosa, y que digan que todo lo que dijeron [de ella] estaba equivocado y no es cierto”.

Lo que realmente aterra a Kate del Castillo es que la extraditen a México. Aunque la extradición es una fase superior de los procesos judiciales y hasta el momento no es indiciada, sino testigo del caso, se refiere con temor al procedimiento jurídico. “Los americanos no van a dejar extraditarme así tan fácil”, dice para resaltar que tiene doble nacionalidad. “Es que –los abogados– me dijeron que querían extraditarme por lo del Chapo. Como si fuera yo una criminal”.

Del Castillo tiene miedo, además, de que el Gobierno mexicano quiera “desquitarse” con ella y quieran “seguir llamando la atención en lugar de ver los problemas” que ella considera realmente importantes… “No sé si me están acusando o no y de qué exactamente”, dijo al explicar que ni siquiera ha podido ver su expediente.

kate temor mexico

“Mi temor es ir a México, punto”, dice la actriz.

Por eso no quiere ir a su país de origen hasta que no se arregle su estatus legal. “Es que tengo miedo porque ya mi presunción de inocencia ha sido completamente violada”, le dijo la actriz a Carmen Aristegui. “Y están diciendo que me llaman como testigo, y yo como testigo no tengo ningún derecho da nada. Entonces yo puedo ir a México, me van a agarrar, me van a arrestar, me van a llevar, y me pueden poner en arresto domiciliario durante ochenta días, si quieren, y darme los peores ochenta días de mi vida o las 24 horas más nefastas de mi vida… además me pueden cambiar el estatus de testigo [a indiciada, o sea sospechosa de haber cometido un delito]”.

CNN en Español pidió la reacción de las autoridades mexicanas y la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO) respondió diciendo que “las leyes mexicanas, como las estadounidenses, impiden a la autoridad responsable referirse a investigaciones en curso”.

La SEIDO agregó que hay una investigación a “diversas personas que tuvieron relación con el Cártel de Sinaloa, a través del hoy procesado Joaquín Guzmán Loera. En este sentido, se realizan todas las diligencias necesarias para el esclarecimiento de los hechos, respetando el debido proceso, la presunción de inocencia y la secrecía en la indagatoria”.

Añade que “ha requerido la declaración de las personas que tienen la obligación de comparecer, para que rindan su testimonio cierto ante la autoridad competente” y afirma que “no se consignará a nadie cuya responsabilidad no se acredite plenamente, a través de pruebas y evidencias que acrediten hechos delictivos”.

Del Castillo, por su parte, dice que su situación ante el Gobierno mexicano “no es normal” y sugiere que hay algo de trasfondo, que no es político, pero tampoco logra entender. “No sé si es mi comentario sobre la ‘Casa Blanca’, no sé si es para armar una gran telenovela como lo están haciendo para tapar los problemas de México… Pero me agarraron a mí y he pagado por todo esto”, dijo.

Su alusión a la “Casa Blanca” es en referencia a la polémica mansión no del Gobierno de Estados Unidos, sino de la primera dama mexicana, Angélica Rivera, quien habría comprado una propiedad millonaria a dos contratistas del Gobierno, y que en 2014 se convirtió en un escándalo político que afectó la imagen presidencial dentro y fuera de México. En ese entonces, en otra entrevista con Aristegui para CNN en Español, Del Castillo dijo que le parecía “atípico” que la primera dama de México hubiera tenido el dinero para comprar ese tipo de viviendas, pues en sus propias palabras “Televisa no pagaba para comprar esas mansiones”. Esto aludiendo al trabajo anterior de Rivera como actriz de telenovelas.

En agosto de 2015 las autoridades de México descartaron que el presidente Enrique Peña Nieto hubiese incurrido en conflicto de interés en la compra de la casa por parte de su esposa.

Del sexismo a un desenlace de película

Kate del Castillo también dice que hay “sexismo” en su caso porque, según ella, la tratan de cierta manera como no tratan a Sean Penn ni a los dos productores de cine involucrados en la reunión con 'El Chapo' y se pregunta qué hubiera pasado si en lugar de ella y bajo las mismas circunstancias hubiera sido un actor hombre quien tuviera el vínculo con el narcotraficante. “Cada vez que se habla de mí mencionan mi edad. No es que me importe, siempre he sido muy abierta con mi edad, pero y de Sean no. ¿Por qué, si los cuatro fuimos allá? ¿Por qué soy la única a la que están investigando? Y a la única que destrozaron”, dijo.

Pese al mal momento que está viviendo, Del Castillo insiste en seguir adelante con su proyecto cinematográfico. No sabe exactamente si hará una película, un documental, una serie de televisión o un libro de 'El Chapo', quien según ella le cedería los derechos de su vida para hacer “lo que quisiera”. Se llena de coraje y dice que va a hacer “una investigación muy muy a fondo” de todo lo que se vaya a decir en esa película, que aunque todavía no tiene inversionistas, confía en que los habrá.

Del Castillo descarta interpretar un rol en su proyecto sobre 'El Chapo' (a menos que se trate de algo pequeño o secundario). “Mejor la produzco”, dice. También descarta a los productores (más no a Penn) porque dice que todavía se siente un poco dolida “porque la dejaron fuera”.

kate ayuda del chapo mama

No sabe qué título le pondría a la cinta, pero en el cruce de preguntas y respuestas con Aristegui se deja tentar por la sugerencia de la periodista de que quizá “algún Bichir” pueda interpretar el papel principal del narcotraficante. “Se me hace que Bruno [Bichir]”, suelta.

Del Castillo está un tanto más clara en cuanto a la temática y sugiere que tendría que ver con la corrupción. “Creo que todos sabemos, de alguna o de otra manera que [los narcos] tienen apoyo del gobierno en cierto momento, ¿no? Desde la primera vez que se escapó [El Chapo], que se dice que se escapó en un carrito de lavandería, que no es cierto eh…”.

Por eso la actriz dice que quiere investigar y documentarse a fondo sobre el tema y el personaje de la vida real. “No me parece lógico que alguien que no tiene escuela llegue a ser un hombre tan poderoso y de tanto dinero, y que tenga tanto alcance sin ayuda de personas claves en ciertos niveles de la política y de la sociedad mexicana. Alguien lo está ayudando definitivamente. Y no es necesariamente su mamá”.