(LUIS ROBAYO/AFP/Getty Images)

(CNN Español) – Las autoridades colombianas lograron la extradición de Héctor Albeidis Arboleda Buitrago, alias El Enfermero, acusado de practicar cientos de abortos forzados a mujeres miembros de grupos armados al margen de la ley, informó la Fiscalía este jueves.

El Enfermero llegó a Colombia este jueves procedente de España, donde había sido capturado en diciembre de 2015 con el apoyo de las fuerzas policiales locales y la Interpol. También conocido con los alias de El Médico, El Zarco y El Mono, deberá responder por los delitos de abortos sin consentimiento, tortura y acceso carnal violento, en el marco de una investigación que adelanta la unidad del ente acusador especializada en Derechos Humanos y Derechos Internacional Humanitario.

Héctor Albeidis Árboleda, alias ‘El Enfermero’, durante su llegada a Colombia. (Crédito: Fiscalía General de la Nación).

Aunque El Enfermero no ha sido reconocido como integrante de ninguna guerrilla u organización ilegal, la Fiscalía lo señala de cometer 150 legrados a integrantes de las FARC y otros más a miembros del ELN y del Ejército Revolucionario Guevarista (ERG). La vicefiscal de Colombia, María Paulina Riveros, afirmó en rueda de prensa que no podía entregar una cifra exacta de las víctimas, pero que sí podía informar que ellas pertenecieron a “grupos armados organizados al margen de la ley de la más variada índole”, además de mujeres que no estaban vinculadas a ninguno. “Son multiplicidad de víctimas”, acotó.

Según la Fiscalía, los crímenes se habrían cometido de 1998 a 2003 y en cuatro departamentos de Colombia: Antioquia, Risaralda, Caldas y Chocó.

El Enfermero fue entregado Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía, entidad encargada de hacerle la reseña dactilar y el examen médico.

¿Podría entrar El Enfermero a la Justicia Transicional para la Paz que pactaron el gobierno y las FARC?

Ante el escenario de la implementación de los acuerdos de paz que firmaron el gobierno de Colombia y la guerrilla de las FARC, la vicefiscal Riveros aclaró que por el momento el caso de El Enfermero no entraría en este modelo de justicia transicional, ya que no ha sido reconocido como miembro de algún grupo armado organizado al margen de la ley.

“En tal calidad no podría acudir a la Jurisdicción Especial para la Paz, pero todos conocemos que esta jurisdicción se va a ocupar de los crímenes cometidos de todos de los que de una u otra manera participaron en el conflicto armado, de manera que eventualmente podría acogerse, pero no como miembro de un un grupo armado organizado al margen de la ley, porque no ha sido reconocido como tal hasta este momento”, sostuvo la funcionaria.

Riveros agregó que será ese modelo de justicia el que defina qué casos serán de su competencia “una vez analizados los informes y los casos que ante ella se presenten”.