(CNN) - ¡Ups, lo hizo de nuevo! 

El presidente de Estados Unidos Donald Trump estaba tan emocionado por la buena noticia del reporte de empleo de este viernes que festejó antes de lo permitido con un tuit, violando una regla que establece que los funcionarios federales deben dejar pasar una hora a partir de que se publica el informe para poder comentarlo.

Los 209.000 puestos de trabajo agregados por los empleadores en julio y la caída del desempleo a 4,3% fue demasiado para el ‘tuitero en jefe’ quien no pudo resistirse a presumir los datos en la red social.

"Excelentes números sobre el empleo recién publicados – y acabo de comenzar, muchas normas que merman el empleo seguirán cayendo. Traigamos los empleos de regreso”, tuiteó Trump 15 minutos después de que el informe fuera divulgado.

Esta es la segunda vez que alguien del gobierno de Donald Trump sale a comentar el informe del empleo antes de lo permitido.

La última vez fue después del reporte de febrero, la primera lectura sobre el empleo durante la presidencia de Trump. En ese momento, tanto el exsecretario de prensa Sean Spicer como el entonces jefe de gabinete Reince Priebus rompieron la regla con sus propios tuits, mientras que Trump reuiteó el Drudge Report sobre los datos de empleo. Spicer y Priebus dejaron recientemente el gobierno de Trump.

Una regla federal que se remonta a 1985 establece que "a excepción de los miembros del personal de la agencia que emite el indicador económico principal ... los empleados del Poder Ejecutivo no comenten públicamente sobre los datos hasta al menos una hora después del tiempo de liberación oficial".

La regla se puso en práctica con el fin de "preservar la distinción entre la política neutral de la política de datos por los organismos estadísticos y su interpretación por los funcionarios de política", de acuerdo con el aviso oficial de la norma en ese momento.

La violación fue consignada en Twitter este viernes por Jason Furman, quien sirvió como presidente del Consejo de Asesores Económicos del Presidente Obama. Agregó que "a veces reorganizamos el programa de Obama para esperar hasta las 8:30".

La Casa Blanca no respondió a una solicitud de comentarios este viernes sobre la aparente violación de Trump a la regla.