(CNN) - El fiscal general de España, José Manuel Maza, anunció este lunes que presentará cargos por presuntos delitos de rebelión y sedición contra el depuesto presidente de la Generalitat de Cataluña, Carles Puigdemont, todos los miembros de su gabinete y otros líderes regionales.

“[El ministerio del Fiscal] ha interpuesto sendas querellas por delitos de rebelión, sedición, malversación y conexos, contra los principales responsables políticos de la Generalitat de Cataluña, que con sus decisiones y actos a lo largo de estos dos últimos años han producido una crisis institucional que culminó con la declaración unilateral de independencia realizada, con total desprecio a nuestra Constitución, el pasado 27 de octubre”, dijo el fiscal Maza en una conferencia de prensa en Madrid.

Aún no está definido cuándo deberán presentarse a declarar.

En dichas querellas, dijo el fiscal, "se solicita, como es lógico, que sean citados los querellados para prestar declaración y posterior comparecencia en orden a la eventual solicitud de medidas cautelares, atendiendo a la gravedad de los hechos y de los delitos imputados".

El anuncio llega mientras los altos funcionarios de Cataluña llegaron este lunes a sus lugares de trabajo bajo el control del Gobierno central español, después de una semana de agitación política.

Madrid suspendió este viernes la autonomía de la región minutos después de que el Parlamento catalán aprobara una resolución para declarar la independencia de esta región de España, llevando la crisis política del país a territorio legal desconocido.

Decenas de miles de manifestantes contrarios a la independencia marcharon en Barcelona, la capital de Cataluña, el domingo un día después de que el Gobierno central aplicara medidas sin precedentes para frenar el movimiento de la región para separarse de España.

En un mar de banderas españolas y catalanas, en sus tradicionales colores rojo y amarillo, los manifestantes marcharon por el Paseo de Gracia de Barcelona, algunos cantando consignas a favor de llevar a la cárcel a Puigdemont, quien encabezó la campaña independentista.