(CNN) - El gobierno de Honduras decretó un toque de queda nocturno en un intento de calmar los disturbios tras elecciones presidenciales del domingo pasado, una medida que el candidato opositor Salvador Nasralla consideró equivalente a un golpe de Estado.

El toque de queda durará 10 días y será efectivo de las 6 p.m. a las 6 a.m. del día siguiente. Transportes de alimentos, trabajadores de servicios de emergencia y prensa acreditada están exentos del toque de queda, anunció el gobierno la noche del viernes.

Simpatizantes de Salvador Nasralla chocan con la policía en Honduras. (ORLANDO SIERRA/AFP/Getty Images)

"El decreto ejecutivo ordena el arresto de cualquier persona que se encuentre fuera de las horas de circulación establecidas por las autoridades o que sea sospechosa de causar daños a personas o propiedades", dijo Jorge Ramón Hernández, coordinador del gabinete de gobierno, en televisión nacional.

Además, le ordenó a todas las autoridades locales y estatales estar a disposición de la Policía Nacional y de las fuerzas armadas.

Simpatizantes de Salvador Nasralla chocan con la policía en Honduras. (ORLANDO SIERRA/AFP/Getty Images)

El ejército y la Policía Nacional también recibieron la orden de desalojar a manifestantes o personas que cometan actividades ilegales de áreas públicas, carreteras, puentes y edificios públicos o privados.

La mañana de este sábado, la cuenta de Twitter de la presidencia de Honduras difundió la orden y los detalles del toque de queda.

Honduras se encuentra en medio del recuento de votos de una elección presidencial en la que los dos candidatos principales son el actual presidente Juan Orlando Hernández y el opositor Salvador Nasralla, estrella de televisión.

Los simpatizantes de Nasralla, quienes protestan por lo que consideran es un fraude electoral y la injerencia de la presidencia en la votación, se han enfrentado con las fuerzas de seguridad.

En Twitter, Nasralla condenó el toque de queda y dijo que declararlo "12 horas al día mientras procesan actas electorales es el equivalente a un golpe de Estado en Honduras".

Heide B. Fulton, encargado de negocios de la embajada de Estados Unidos en Honduras, dijo en Twitter que "las autoridades electorales deben llevar el conteo de votos hasta el final de manera libre y transparente, sin interferencia". Además, pidió que "todas las partes mantengan la calma mientras se desarrolla el proceso".

En tanto, la aerolínea Avianca dijo en Twitter que "debido a la inestabilidad política" en Honduras, podrían retrasarse o ser cancelados algunos vuelos desde y hacia San pedro Sula y Tegucigalpa.