Esta es la razón por la que los presidentes envidian a la reina Isabel II

La reina Isabel sí puede manejar su propio auto mientras que varios presidentes en el mundo nunca tendrán ese gozo. Jeanne Moss nos habla de las pocas veces que un mandatario ha podido conducir un coche mientras están en funciones