CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Noticias Recientes

Más de 200 muertos por las tormentas en el sur de Estados Unidos

Por Juan Andrés Muñoz

Las primeras luces de este jueves dejaban ver una devastación total en muchas áreas del sur de Estados Unidos tras las tormentas de proporciones casi épicas que provocaron la muerte de al menos 202 personas en seis estados.

La gran mayoría de los fallecimientos ocurrieron en Alabama, donde 149 personas perdieron la vida, aunque el gobernador Robert Bentley dijo que hasta ahora sólo han confirmado 131 de ellas.

En un informe preliminar de la oficina de Bentley se señaló que la severidad del clima causó daños en 16 condados de Alabama. Treinta personas murieron en el condado de DeKalb, en el noreste del estado; una de las ciudades más afectadas fue Tuscaloosa, en el centro-oeste, donde 36 fallecieron la mañana de este jueves, dijo el alcalde Walter Maddox.

Antes del amanecer de este jueves, las autoridades de emergencia de Mississippi añadieron a la cuenta 14 muertes no declaradas previamente, un aumento de 32 fatalidades. Al menos una persona murió en Arkansas y Tennessee, y 11 murieron en Georgia. El gobernador de Virginia, Bob McDonnell, mencionó que ocho personas habían fallecido también.

Mucho antes de que el número de muertes se multiplicara, los gobernadores de Alabama, Mississippi y Georgia habían declarado estados de emergencia dentro de sus fronteras. Virginia hizo lo mismo este jueves.

Los informes de personas atrapadas en casas o vehículos llegaban de todos los estados en la región, según funcionarios de la gestión de emergencias.

publicidad

La ciudad de Ringgold, Georgia, a unos 17 kilómetros al sureste de Chattanooga, Tennessee, quedó particularmente afectada, según los funcionarios.

Las tormentas también afectaron el condado de Pickens, Georgia, cuatro grandes cooperativas quedaron destruidas, lo que provocó el escape de unos 80,000 pollos.

La Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés) dispone en su página web de un servicio de asistencia para los familiares de posibles víctimas.

El arrastre por fuertes vientos 

Barrios enteros fueron arrasados y cientos de miles de personas se quedaron sin electricidad. Alrededor de las 4:00 de este jueves, la empresa Alabama Power informó que 363,511 clientes se quedaron sin electricidad. Otra de las empresas que presenta el servicio, Georgia Power, reportó alrededor de las 8:00 que otros 52,000 consumidores estaban en la misma situación. El gobernador Bentley estimó que entre medio millón a un millón de personas se quedarán sin electricidad en todo el estado.

«Éste podría ser uno de los brotes de tornados más devastadores en la historia de la nación, mientras se agota el tiempo», dijo el meteorólogo de CNN, Sean Morris.

Por lo menos un fuerte tornado arrasó Tuscaloosa, Alabama provocando decenas de caminos intransitables y destruyendo cientos de casas y negocios.

Los videos de las afiliadas de CNN mostraron una nube enorme en forma de torbellino que oscurecía el cielo mientras se acercaba. “Literalmente, calles y calles de la ciudad han quedado destruidas”, dijo el alcalde Walter Maddox, quien describió a la infraestructura de Tuscaloosa como “devastada”.

Alrededor de 600 personas fueron atendidas en los hospitales locales por lesiones relacionadas con el clima, agregó.

«Hemos perdido nuestros servicios ambientales. Hemos perdido comisarías de policía. Hemos perdido estaciones de bomberos. Nuestra propia infraestructura en sí, que se ocupa de estas cuestiones, se ha paralizado. Esto sólo agrava la situación», detalló el gobernador.

Las autoridades han señalado que la atención primaria de este jueves estará enfocada a la búsqueda y al rescate. Los esfuerzos de recuperación podrían darse en las próximas 24 a 48 horas. «Nuestro objetivo ahora es encontrar a los ciudadanos que han resultado perjudicados, la búsqueda de los desaparecidos».

Bentley predijo que la ciudad podría tardar meses en recuperarse del golpe.

La Universidad de Alabama, situada en Tuscaloosa, quedó ilesa en su mayoría, pero algunos estudiantes que viven fuera de la escuela estaban entre los muertos, dijo el gobernador, declaración que afirmó Maddox quien señaló que hay una «fuerte posibilidad» de que eso sea cierto. Las clases fueron canceladas este jueves.