CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Argentina

Argentina

Argentina llora tinta por la muerte de Caloi

Por CNN en Español

La mañana de este martes se confirmó la noticia del fallecimiento del gran humorista gráfico argentino Carlos Loiseau, más conocido como Caloi, el creador, entre otros del mítico personaje Clemente.

Caloi comenzó su trabajo en 1966, pero fue recién en 1973, con el nacimiento de su personaje Clemente, que llegó al corazón de los argentinos. Clemente era un personaje secundario en una tira cómica pero poco a poco fue ganando peso propio y desde hace 39 años salía ininterrumpidamente en la contratapa del diario Clarín. Este pajarito querible con el que los argentinos se identificaban por su pasión por el fútbol, las mujeres y el mate.

Clemente no solo se quedó en el papel, sino que fue llevado a la televisión realizado con marionetas y fue, y seguirá siendo, un ícono del hincha de fútbol.

Su amigo Joan Manuel Serrat lo definió como una maravillosa y valiente historieta donde sus personajes reflejaban el corazón y el espíritu de la gente.

Silvia Gurfein, su prima y también artista, lo recordó diciendo que “uno hace su vida dejando sus huellas día a día y eso es lo que Caloi hizo”.

Además de su pasión por el humor gráfico, Caloi condujo durante 13 años el programa de televisión “Caloi en su tinta”, un show revolucionario que difundía cortos artísticos de animación e historietas. Además fue considerado uno de los padres de la animación y la historieta argentina y un reconocido guionista.

El jueves pasado había sido presentado su último largometraje de animación, Anima Buenos Aires.

A los 63 años Caloi dejo huérfano a su Clemente y a muchos argentinos. Se fue víctima de una grave enfermedad que su familia prefirió preservar. Sus colegas y amigos siempre lo recordarán como lo que era: un buen tipo, una persona cariñosa, brillante y especialmente seria.

Cuando en una entrevista le preguntaron cómo la gustaría morir, Caloi respondió: ¿Quien dijo que me gustaría?