Colombia dejará de fumigar cultivos de coca con glifosato (AFP/Getty Images/Archivo).

(CNN Español) - El Consejo Nacional de Estupefacientes suspenderá la fumigación de cultivos ilícitos con glifosato por solicitud del gobierno de Juan Manuel Santos.

La decisión fue tomada este jueves en la noche, tras la recomendación del ministerio de Salud de ese país, por ser altamente dañino para la salud humana.

El consejo tomó la medida en votación de 7 votos a favor y uno en contra, en lo que significa una controvertida decisión, que significa un giro radical en la lucha contra las drogas.

Santos había dicho que el país debería buscar nuevos mecanismos para reemplazar esta medida, y que el periodo de transición para ponerlos en marcha comienza desde la fecha y va hasta el 1 de octubre del presente año. Una de las alternativas será intensificar la erradicación manual.

El debate en torno a la suspensión de las fumigaciones ha generado polémica en varios sectores, que interpretan la medida como una baja en la lucha contra el narcotráfico. Sin embargo, Santos advirtió que bajo ninguna circunstancia dejará de lado el combate frontal contra el tráfico de drogas.

El procurador General de Colombia, Alejandro Ordóñez que dijo que la medida “conducirá a crear santuarios para el narcotráfico”, a la vez que dijo que es un absurdo exponer a civiles a hacer esta labor.

“El gobierno sabe muy bien que existen zonas donde por razones de seguridad no es posible la erradicación manual”, puntualizó en una carta enviada al ministerio de Justicia de ese país.

El anuncio del presidente se da como un ‘espaldarazo’ a la recomendación del ministerio de Salud de Colombia que a finales del mes de abril le pidió al gobierno nacional revisar las fumigaciones con el herbicida glifosato por ser altamente cancerígeno según una clasificación de la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC, por sus siglas en inglés).

Según la Oficina Contra las Drogas y el Crimen (Unodc) de la ONU, en Colombia existen 48.000 hectáreas de hoja de coca sembradas en 23 de los 32 departamentos del país.

De acuerdo a cifras de la Policía Antinarcóticos, en 1981 Colombia tenía 25.000 hectáreas plantadas de coca y marihuana. En el año 2001, había 144.807 hectáreas, y en el año 2012 el área cultivada se redujo a 47.790 hectáreas.

El tema de la erradicación de cultivos ilícitos forma parte de los seis puntos de la agenda del proceso de paz entre el gobierno colombiano y la guerrilla de las Farc que ya fue acordado y cuyos términos incluyen la suspensión de las fumigaciones en zonas como el departamento del Putumayo y Nariño, en el sur del país.