Richard Matt y David Sweat, salieron de prisión ayudados por Joyce Mitchell (Policía de Nueva York/Facebook).

(CNN) - David Sweat, uno de los prófugos de la prisión de Nueva York que fue recapturado el domingo, habló con las autoridades este lunes en el Centro Médico Albany, donde se encuentra recibiendo atención de salud por los dos disparos que recibió tras la persecución.

Según le dijo Sweat a las autoridades, la empleada de la prisión Joyce Mitchell los iba a recoger y a llevar a México.

Según la fuente, Sweat dijo que cuando Mitchell no apareció, él y Matt tuvieron que improvisar.

El convicto también le dijo a las autoridades que él estuvo con Matt hasta hace cinco días, cuando decidió dejar a su compañero de fuga porque lo estaba atrasando.

Además, Sweat les dijo a los investigadores que Gene Palmer, un guardia de prisión, no estuvo involucrado en el escape. "Por lo que entiendo, al revisar los reportes hoy, él (Sweat) les dijo a los investigadores que Palmer no tuvo participación en el escape. Solo fueron Mitchell, él y Matt", dijo Andrew Wylie, fiscal de del condado Clinton

La fuga de 20 días de uno de los prisioneros de la cárcel de máxima seguridad de Nueva York terminó el viernes cuando Matt fue abatido. Dos días después, la policía logró capturar a Sweat.

Las autoridades ya habían descubierto el lazo entre Joyce Mitchell y los criminales y habían determinado que la empleada los ayudó a escapar comprando favores de otros funcionarios de la cárcel y proveyéndoles herramientas para la fuga.