CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Internet

¿Cómo ahorrar en la educación complementaria de tus hijos?

Por CNNExpansión

(CNN Expansión) — Además del gasto en los artículos escolares para el regreso a clases, las familias suelen realizar desembolsos en clases o cursos complementarios para la educación de sus hijos, lo que en muchas ocasiones se salen del presupuesto básico mensual.

Sin embargo, las herramientas multimedia te ofrecen una alternativa para el ahorro o reducción de ese gasto en el aprendizaje complementario de tus hijos. ¿Qué tal un curso gratuito de otro idioma o emprender ‘misiones’ de aritmética en línea?

El especialista en educación Raúl Romero Lara, de la Universidad Iberoamericana, recomienda ahorrar desde una selección asertiva del equipo de cómputo.

“A veces los niños y jóvenes piden lo más caro sin que necesariamente sea lo que requieren, entonces el papá tendrá que hacer una selección asertiva del equipo en función de lo que necesita el estudiante y en función de su economía”, explica.

Para Romero Lara, un primer paso para el aprovechamiento de estos recursos y el consecuente ahorro familiar, es que los padres se familiaricen con la tecnología y averigüen qué recursos son los que verdaderamente pueden aportar a la formación de sus hijos.

Aquí algunas herramientas que pueden serte de utlidad:

1. Open Office
openoffice.org/es/

Office es por excelencia lo que necesita un estudiante en su computadora para crear archivos de Word, Excel y PowerPoint. Tiene un costo a partir de 60 dólares en adelante, dependiendo la versión y de si el equipo es PC o Mac.

“Si no hay mucho dinero para pagar una licencia de Microsoft, pueden bajar Open Office, que es compatible con Windows y con Mac, tiene todas las aplicaciones y funciones, y es gratis. Don herramientas bastante eficientes que a veces son menospreciadas porque quizá gráficamente no son tan atractivas como Microsoft”, apunta Romero.

2. Cursos para todas las edades de Khan Academy
es.khanacademy.org

Las clases particulares de regularización cuestan en promedio 6 dólares la hora, pero ya no necesitarás pagar porque en este sitio todos los contenidos son gratis.

Fue creado en 2006 por Salman Khan. Todo comenzó porque una sobrina le pidió ayuda en matemáticas y él le hizo unos tutoriales que ella veía por internet. Pronto más familiares y amigos le empezaron a pedir otras lecciones.

Actualmente hay más de 2.000 videos traducidos al español y tiene la opción de que el alumno se fije misiones para avanzar en el aprendizaje de matemáticas, ciencia, computación o economía, entre otros temas.

3. Google Académico
scholar.google.com.mx

Además de que cada vez se usan menos las enciclopedias, una buena colección, aún si es de segunda mano, va de los 60 a los 360 dólares. Pero no tener una, hoy ya no es problema para acceder a información de calidad, ya que si bien en internet puede haber muchos contenidos dudosos, también los hay de valía.

Google tiene esta versión escolar para limitar la búsqueda a universidades, bibliotecas, archivos y repositorios de información confiable. Recuerda que copiar y pegar es la peor forma en la que un estudiante puede usar el internet, lo mismo que quedarse con los primeros resultados que le arroja un buscador cualquiera.

4. TED-Ed, la versión educativa de las charlas TED
ed.ted.com/

Las conferencias TED (Tecnología, Entretenimiento y Diseño) son un repositorio de ideas expuestas por personalidades de todo el mundo, y cuentan además con una iniciativa de lecciones en línea. “Ahí hay videos de todos los temas habidos y por haber, muy sencillos, ligeros, prácticos”, considera Romero, doctor en Educación.

Recomienda la plataforma tanto para niños como para temas de tecnología para papás. El sitio está en inglés pero los videos vienen con subtítulos al español.

5. Mapas e información geográfica del Inegi
uentame.inegi.org.mx/

¿Domingo, 10 de la noche y tu hijo se acaba de acordar que necesitaba un mapa de los ríos con nombres? No te preocupes, esta página del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) tiene un catálogo de mapas que se pueden imprimir para esas ocasiones. Estos materiales cuestan pocos pesos en una papelería, pero si te toca una maestra que los pide y pide, la impresora puede ser una aliada.

El sitio Cuéntame ofrece además mucha de la información del Inegi en una versión simplificada para niños y no tan niños, así como juegos geográficos.

6. Antropología e Historia para niños
inah.gob.mx/index.php/ninos

Otra página que el gobierno de México hizo para llevar el conocimiento a los pequeños es ésta del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

Si por el momento tus finanzas no están como para una visita a Teotihuacán o en los museos, piensas antes de pagar un guía, aquí hay acceso virtual a algunas zonas arqueológicas y hasta un recorrido interactivo por el mural “Retablo de la Independencia”, que está en el Museo Nacional de Historia y explica quiénes son los personajes pintados en él.

También contiene fichas de culturas prehispánicas e información sobre exposiciones.

7. Videos de YouTube
youtube.com

La cantidad de videos en esta plataforma es casi infinita (se suben 300 horas de video por minuto, según la propia empresa), pero no todo es música ni ‘standuperos’, también ha servido como canal para materiales educativos.

Romero Lara recomienda a los padres buscar tanto tutoriales para ellos si necesitan aprender a usar mejor la computadora, como ubicar cosas útiles para sus hijos.

Por ejemplo, los programas de ciencia “El mundo de Beakman”, que se transmitían en los años 90 y recientemente recobraron auge por la visita que hizo al país Paul Zaloom, actor principal de la serie. También un cortometraje de Carlos Cuarón llamado “El sándwich de Mariana” sobre bullying, que es una forma didáctica de hacer conscientes a los niños sobre este problema.

8. Aprende un idioma en Duolingo
duolingo.com

Unas clases de inglés o de francés para niños pueden costar alrededor de 120 dólares al bimestre. En cambio, aquí tu hijo puede empezar a aprender uno de los 19 idiomas que tienen –incluidos chino, griego o polaco– con la guía de un búho verde que se convertirá en su entrenador, una vez que él mismo se fije una meta diaria para ir avanzando. Cuenta con ejercicios de expresión hablada y escrita, y juegos interactivos.

9. Apps en iTunes y PlayStore
Si tienes un smartphone y a tu hijo le encanta agarrarlo, date una vuelta por las aplicaciones educativas.

“Hay software más especializado gratuito. Quien tiene una plataforma Mac encontrará apps gratis y con costo. Por ejemplo el de anatomía humana que es gratis, y explica desde la anatomía básica hasta para un estudiante de medicina, puede ser usado en diferentes niveles”, comenta el académico.

10. Juegos de habilidades cognitivas en Lumosity
lumosity.com

Desarrollado por un equipo de neurocientíficos, tiene juegos de memoria, velocidad, resolución de problemas, flexibilidad y atención, que se presentan de acuerdo con las habilidades que el usuario quiera ejercitar.

Lo usan más de 70 millones de personas en el mundo, y se analiza el perfil de esos usuarios, por lo que puede ofrecer un comparativo con otros jugadores de distintas edades. Se puede usar en computadora de escritorio o en dispositivos móviles, te será muy útil para que tu hijo nunca se aburra a la vez que practica sus habilidades cognitivas.