El gobierno de Australia planea eliminar 2 millones de gatos salvajes de su ecosistema en los próximos 5 años. "Nada tienen que ver los domésticos", advirtió el gobierno. de ese país. (Crédito: Scott Barbour/Getty Images)

(CNN Español) - El gobierno de Australia reiteró esta semana la decisión de matar a 2 millones de gatos salvajes de aquí a 2020 para proteger la fauna nativa de la extinción que estos animales han causado.

De acuerdo con el Ministerio de Medio Ambiente australiano los gatos salvajes amenazan la supervivencia de más de 100 especies nativas en Australia y han causado la extinción de algunas aves terrestres y pequeños mamíferos de tamaño mediano. Además de ser la causa de la disminución del número de ejemplares de animales en vía de extinción. Por tal motivo se puso en marcha Estrategia de Especies Amenazadas para acabar con la invasión de esos animales.

scary-cat

“Muchos animales nativos están luchando por sobrevivir, así que reducir el número de este predador no nativo permitirá a algunas especies aumentar su número”, dijo el Ministerio del Medio Ambiente australiano en su página web.

"Los gatos salvajes pueden traer enfermedades contagiosas que podrían ser transmitidas a animales nativos, ganado doméstico y humanos”, explican las autoridades.

Desde que estos animales salvajes fueron introducidos a Australia hace 200 años, han matado millones de animales nativos y han contribuido con la extinción de por lo menos 29 especies nativas en los últimos dos siglos, según las autoridades locales. Entre esas especies extintas están el bilbi menor (Macrotis leucura) –un marsupial similar al conejo–, el peramélido del desierto –otra especie de marsupial– y el Notomys macrotis, una especie de ratón de orejas grandes.

“Esto representa el 35% de la extinción de mamíferos modernos del mundo y la tasa más alta de extinción de mamíferos en el mundo”, escribió Gregory Andrews comisario de Especies Amenazadas de Australia en una carta dirigida a la actriz francesa y activista de los animales Brigitte Bardot, quien se pronunció en contra de esta medida.

En una carta fechada de julio de 2015 al ministro de Medio Ambiente, Greg Hunt, la actriz francesa calificó la decisión como un “escándalo” e instó a las autoridades a reconsiderar el plan contra los gatos salvajes.

"Este genocidio animal es inhumano y ridículo. Además de cruel, matar estos gatos es absolutamente inútil ya que el resto seguirá procreando", escribió la actriz francesa de 81 años.

En la misiva de Andrews a Bardot, el comisionado de especies amenazadas explica que se estima que en todo el país existen unos 20 millones de gatos salvajes y que éstos matan aproximadamente a 5 animales cada noche, lo que equivale a 20 mil millones de especímenes por año. (Como insectos, lagartos, mamíferos y aves).

Los gatos domésticos no están incluidos en el plan. (Crédito:Scott Barbour/Getty Images)

Los gatos domésticos no están incluidos en el plan. (Crédito:Scott Barbour/Getty Images)

“Quiero aclarar que la Estrategia de Especies Amenazadas se refiere específicamente a gatos no domesticados y no gatos domésticos”, explica el funcionario en la carta en referencia.

El plan de acción contra los felinos salvajes establece un plazo de 5 años para su eliminación a través de métodos calificados como “humanitarios” que incluyen trampas, muertes con armas de fuego y envenenamiento, según el gobierno de ese país.