Como ocurre en el mundo de la farándula, Paul Vazques no quiere decir con quién está en pláticas, aparte de decir que es "un nombre realmente importante".

(CNN) - Llámalo Bear.

Ciertamente parece un oso... barbudo y corpulento con sus 163 kilos de peso.

Sin embargo, en los cinco años que han pasado desde que su video en YouTube se hiciera viral, el hombre de la montaña que vive cerca del Parque Nacional Yosemite se ha empezado a dar a conocer con otro nombre: "El hombre del arcoíris doble".

"Soy la autoridad mundial en cuanto a arcoíris", dice Paul "Bear" Vasquez, de 53 años de edad.

Él asumió ese título después de hablar con atemorizado asombro acerca de haber descubierto un arco iris doble en el páramo. Incluso lloró en el video, el cual ha acumulado más de 42 millones de visitas en YouTube... y la cifra sigue en aumento.

"Vaya, ¡Dios mío!", dice en el video. "¿Qué significa esto?"

Él compara el momento con una experiencia religiosa.

"Todos me preguntan si estaba drogado", dice. "No, no lo estaba".

'Dios quiso darle un mensaje a la humanidad'

El mundo lo ha acogido a él y a su contagioso entusiasmo desde que publicó el video por primera vez en 2010.

Desconocidos le han pagado el viaje a Brasil y Nueva Zelanda para darle la mano y hablar con él. Las personas en Islandia le construyeron un trono cuando los visitó. Vasquez ha participado en el programa de Jimmy Kimmel y ha hecho comerciales para Microsoft. Incluso aparece en un video de seguridad durante el vuelo para Delta Air Lines.r

"Fue una locura", dice. "Todos me rodeaban. Estaban locos".

Él es tan icónico en nuestra era de las redes sociales que la sede de YouTube incluso le puso su nombre a una sala de reuniones, denominada Double Rainbow Room, dice.

Por lo tanto, tendrás que perdonarlo si se ha vuelto un poco al estilo de Hollywood... o está tratando de hacerlo.

¿Y por qué no? Él dice que está en conversaciones con "una de las compañías de entretenimiento más grandes del mundo" para participar en un 'reality show' sobre su vida, sobre el hecho de que se ha retirado a un parque natural, sobre su destrozada caravana con agujeros en el suelo y sobre su nuevo esfuerzo por perder peso.

Como ocurre en el mundo de la farándula, él no quiere decir con quién está en pláticas, aparte de decir que es "un nombre realmente importante".

"Ellos vinieron a mí", añade.

Sin embargo, lo más importante es que su experiencia después del video viral lo dejó con una sensación de haber sido tocado por algo más grande.

"Considéralo: si Dios quisiera darle un mensaje a la humanidad, ¿se lo daría a un presidente? No. Se lo daría a un humilde granjero en Yosemite", dice Vasquez. "Dios está confirmando que soy como Noé. Eso es lo que pasa en el video".

"Se supone que una a la humanidad bajo el arcoíris", proclama.

Desde el este de Los Ángeles hasta el área silvestre de Yosemite

Vasquez evoca una figura excéntrica del Viejo Oeste estadounidense, con un espíritu temerario que cuenta historias de aventuras quijotescas.

Cómo fue que llegó a la Sierra Nevada es una historia en sí misma.

Todo comenzó en el barrio este de Los Ángeles, donde nació. Cuando era niño, se aventuraba solo por todo Los Ángeles en buses públicos, utilizando un pase gratuito porque su padre era conductor de bus.

"Siempre he sido alguien audaz e inmensamente seguro", dice.

Luego se convirtió en un bombero del condado de Los Ángeles, y saltó de helicópteros durante dos años. Renunció y encontró su hogar en el gran parque Yosemite en 1985. Este fue el parque que visitaba con su familia cuando era niño. Trabajaba para una concesionaria del parque como oficial de seguridad, técnico de emergencias médicas y nuevamente como bombero. Luego trabajó para el Servicio Nacional de Parques, colocando señales públicas y reparando servicios en las zonas rurales como trabajador de temporada.

"Sí, he tenido una vida interesante", dice.

En 1988, Vasquez compró su terreno de 3 hectáreas por 31.000 dólares. Se casó con una india de Yosemite que era descendiente del gran jefe Tenaya de los años 1800 y tuvo dos hijos (ahora de 28 y 26, uno de ellos llamado Paul Louis Vasquez III). Se divorció; condujo un camión por 10 años —a 48 estados y Canadá— subió 200 libras y luego bajó 180 entrenando para la lucha profesional en jaula en 2005.

Su oponente medía 2 metros y pesaba 163 kilos: "Era un gigante", dice Vasquez.

La jaula estaba cerrada con llave.

Perdió.

Su récord oficial como súper luchador de peso pesado: 0 victorias, 1 derrota

Árboles de albaricoques y huevos de gallina

Vasquez cultiva casi todo lo que necesita.

Él pasa sus días en su casa rodante de 3 metros por 18 metros, más o menos de 1977, en las tierras altas aproximadamente a 11 km de Mariposa, California, y solo a 16 km del límite del mismo Yosemite.

Señales de tránsito —como "No entrar"— cubren los agujeros en el suelo, pero el trajo agua y electricidad a la granja hace años.

Tiene todo lo que necesita en su terreno al lado de una colina. A una altitud de 944 metros, cultiva vegetales y 35 árboles frutales: moras, albaricoques, melocotones, ciruelas, granadas y bayas de sauco. Sus gallinas le dan leña. Él corta su propia leña.

También cultiva 24 plantas de marihuana —algo que es legal en California— porque le han recetado marihuana medicinal para el dolor (problemas de tobillo). Desde 2004, ha estado tratando de cultivar una cepa para curar la epilepsia.

Hace todo esto por 6.000 dólares al año. Así es. Sus gastos ascienden a 500 dólares al mes. Ayuda el hecho de que cultives tu propia comida, dice.

"Cuando llegas ahí, parece que estás en medio de la nada", dice.

Sin embargo, él ofrece el más moderno de los giros: publica videos de su vida en la montaña una vez al día: 3.000 hasta ahora, calcula. En total, sus videos en YouTube han acumulado 51,5 millones de visitas hasta ahora.

Uno de sus videos muestra un fuego arrasador devorando una colina cubierta de árboles.

"¡Qué intenso!", dice. "¡Oh Dios mío!"

Otro video muestra pinos sobre la cima de una colina, enmarcados por el atardecer.

Vasquez narra.

"¡Vaya!", dice. "Es lo mismo, hombre... lo que se quema, ¿cierto? Lo vimos en la luna anoche. Hombre, te lo digo. Fue como... ¿sabes lo que dije? Dije 'es parece LA que se está quemando'. Eso fue lo que dije. Hombre, es increíble".

No hay anuncios para un video 'sagrado'

Vasquez dice que ha obtenido 40.000 dólares de su fama en línea. Él podría haber hecho el doble de esa cantidad, pero rechazó ofertas para colocar anuncios en su video del arco iris doble.

"El vídeo es sagrado", dice.

Incluso rechazó algunas ofertas de compañías de refrescos para utilizar el video del arco iris doble en su publicidad.

"Mi vida es casi exactamente la misma que antes. Lo único que cambia en realidad es que doy muchas entrevistas", dice.

Sin embargo, una cosa sin duda ha cambiado.

Él ha encontrado lo que muchos de nosotros buscamos durante toda nuestra vida:

El final del arco iris.