(CNN) - La FIFA, el ente rector del fútbol mundial, enfrenta una acción legal en Suiza por acusaciones de ser conjuntamente responsable del maltrato a trabajadores inmigrantes que están laborando en proyectos para la Copa Mundial de Qatar en el 2022.

La demanda fue presentada por la Confederación Holandesa de Sindicatos (FNV, por sus siglas en holandés) en representación de un trabajador inmigrante de Bangladesh, Nadim Sharaful Alam, en un caso que fue reportado inicialmente por The Guardian en octubre.

"Se le pide a la corte suiza que establezca que la FIFA actuó de forma errónea al seleccionar a Qatar para la Copa del Mundo del 2022 sin demandar la seguridad de que este país observara los derechos humanos fundamentales y los derechos laborales de los trabajadores de la construcción inmigrantes, incluyendo la abolición del sistema Kafala", dice la FNV en un comunicado, en referencia al esquema que une a un trabajador foráneo al empleador.

"También se le pide a este estamento judicial suizo que establezca que, en lo que queda del camino hacia el Mundial del 2022, la FIFA se asegure que los derechos de los trabajadores de la construcción inmigrantes estén salvaguardados, al insistir en adecuadas y efectivas reformas en Qatar, que están siendo implementadas", dice el comunicado.

La FNV también confirmó que el Congreso de Sindicatos de Bangladesh y la Federación de Trabajadores de la Construcción y la Madera del país asiático están apoyando la acción.

En las próximas semana, entrará en vigor una nueva ley Kafala, diseñada para relajar las regulaciones para los residentes que cambian de empleos y abandonan Qatar.

La FIFA fue notificada en primera instancia de la demanda el 10 de octubre, pero rechazó los alegatos. Tanto el ente rector como el comité organizador de la Copa Mundial 2022 no respondieron inmediatamente cuando fueron contactados por CNN.