CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Argentina

Argentina

Nuevo impulso al yacimiento de Vaca Muerta en Argentina: ¿cuál es el plan de Macri?

Por Iván Pérez Sarmenti

(CNN Español) — Vuelve a ser noticia en Argentina el yacimiento de Vaca Muerta. Es uno de los más importantes entre los de hidrocarburos no convencionales, es decir: los que por tener características particulares no pueden ser explotados por medios convencionales, que en general son menos costosos.

El martes el presidente Mauricio Macri anunció acuerdos e inversiones para desarrollarlo. ¿Qué diferencias hay con los intentos que antes hizo el kirchnerismo?

«Son décadas que ya se conoce su potencialidad y nunca se pudo desarrollar», dijo Macri al anunciar un nuevo plan para darle impulso al yacimiento, ubicado en la provincia de Neuquén, al oeste del país.

Descubierto en 2011, se trata de la gran promesa de petróleo y gas no convencional que no siguió desarrollándose, entre otros motivos, por la baja del precio mundial del petróleo.

Sin embargo, podría devolverle a la Argentina el autoabastecimiento de hidrocarburos e incluso volver a posicionar al país como exportador por los 27 millones de barriles de petróleo y los 308 trillones de pies cúbicos de gas (TCF) que tiene como recurso.

Daniel Montamat, exsecretario de Energía, explica que «Argentina tiene un problema energético y el problema energético está centrado en la producción de gas natural porque es un país gasífero el nuestro, nos quedan 12 trillones de pies cúbicos de reservas probadas, son 6 o 7 años el consumo de Argentina. Sin embargo Vaca Muerta, que es 77% recurso gasífero más que petrolero, tiene un potencial de más de 300 TCF, es decir, que estamos hablando de 300 respecto a 12».

publicidad

Con una grandilocuencia que recordó a los actos que el kirchnerismo realizó en años anteriores para anunciar la explotación de este yacimiento, esta vez Macri destacó el acuerdo entre empresarios, gobierno y sindicatos para este nuevo impulso.

«Estamos convencidos, recién lo hablábamos en la previa con los amigos representantes de los trabajadores, el gobernador y el ministro, que es un día que abre una etapa para el futuro de la energía de nuestro país», dijo Macri. Así anunció el fin de los impuestos a las exportaciones de hidrocarburos y el compromiso empresario de invertir 5.000 millones de dólares durante el primer año.

Algunas de las empresas involucradas son la petrolera estatal YPF y la estadounidense Chevron, asociadas desde 2013 para la exploración y explotación de este yacimiento.

Macri también hizo la promesa gubernamental de no aplicar nuevos gravámenes a la actividad y de continuar el plan gas, con precios decrecientes y la garantía de una compensación estatal al productor para asegurar la venta en el mercado interno y reemplazar así las importaciones

Pero a diferencia de sus antecesores, Macri puso la lupa sobre el costo laboral de producción.

«Si hoy estuviéramos hablando de un barril petrolero internacional de 80 dólares, a lo mejor este acuerdo de productividad sobre costos laborales no tendría prioridad. Pero porque el precio nos resuelve el tema de la renta, como estamos hablando de precios internacionales de 50 y 60 dólares, tenemos que hablar de los costos», explica Montamat.

Ahora la jornada laboral se iniciará cuando el trabajador llega al lugar y no cuando sale de su casa. También se reducirán la cantidad de trabajadores por pozo, que tendrán una jornada laboral de 8 horas de lunes a viernes. Así se eliminan las horas extras y el trabajo durante fines de semana y feriados, que duplicaban los salarios

Estas modificaciones fueron acordadas con los sindicalistas petroleros Guillermo Pereyra y Manuel Arévalo, a quienes Macri les hizo un guiño. «Primero con Guillermo y después con Manuel encontré en la sucesivas reuniones dirigentes con esa apertura, con esa capacidad de entender que abriendo esta puerta no solo se garantizaba el empleo a los trabajadores que tenían hoy sino que podía ampliarse esa familia varias veces y llevar felicidad a muchos argentinos», dijo Macri.

Vaca Muerta tiene una superficie de 30.000 kilómetros cuadrados. La petrolera estatal YPF tiene la concesión de casi la mitad de esa superficie y según los estudios que ha realizado, el yacimiento tiene el potencial de multiplicar por 10 las actuales reservas de petróleo de la Argentina. Pero también por 25 las de gas.