(CNN) - La jueza de la Corte Suprema de EE.UU. Ruth Bader Ginsburg se fracturó tres costillas después de caer en su oficina de la Corte Suprema el miércoles por la noche, dijo la Corte Suprema en un comunicado.

De acuerdo con la declaración, Ginsburg, de 85 años, experimentó malestar después de irse a casa tras la caída y fue admitida en la Universidad George Washington el jueves por la mañana para observación y tratamiento.