CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Petróleo

La gasolina es más barata en este feriado de Acción de Gracias, este es el motivo

Por Matt Egan

(CNN) — El colapso en el mercado del petróleo ha pillado a casi todos con la guardia baja.

En el lapso de semanas, los precios del crudo pasaron de un máximo de cuatro años a un mercado bajista en toda regla. El desplome del petróleo (el crudo ha bajado casi un 30% desde su máximo reciente) se debió a una serie de factores que se combinaron para asustar a los comerciantes que alguna vez vieron petróleo a 100 dólares en el horizonte.

“La magnitud del movimiento está generando recuerdos desagradables de 2014 y 2015”, dijo Michael Tran, director de Estrategia Energética Global de RBC Capital Markets, aludiendo a la última caída del petróleo.

Los precios del petróleo en Estados Unidos subieron un 2%, el miércoles, después de caer a mínimos de 13 meses el día anterior.

MIRA: ¿Una caída feroz del barril de petróleo llegando a US$ 40?

El presidente Donald Trump celebró la caída del petrolero.

“Los precios del petróleo están bajando, ¡genial! Como un gran recorte de impuestos para Estados Unidos y el mundo. ¡Disfruten!”, tuiteó Trump. “Gracias a Arabia Saudita, ¡pero vayamos más abajo!”.

Pero el deslizamiento del petróleo no se puede explicar con un simple tuit.

Irán

Arabia Saudita merece algo del “crédito”, pero ciertamente no todo.

A principios de este año, el gobierno de Trump prometió poner a cero las exportaciones de petróleo iraní. Esa dura postura sobre las sanciones de Irán elevó los precios dramáticamente.

Bajo la presión de Trump, Arabia Saudita aumentó la producción a un máximo histórico. Eso es crítico porque Arabia Saudita es como el banco central del petróleo. Es el mayor exportador del mundo y el único país con la capacidad de incrementar significativamente la producción. Rusia y Estados Unidos también aceleraron la producción.

Pero el gobierno de Trump sorprendió al mercado petrolero, a principios de este mes, al adoptar un enfoque más suave con respecto a Irán. Se otorgaron exenciones temporales, lo que permite que India, China y otros países sigan comprando crudo de Irán.

El terremoto de Irán dejó al mercado petrolero de repente enfrentando un potencial exceso de oferta. La OPEP está ahora bajo presión para reducir significativamente la producción en la reunión del próximo mes, en Viena, para ayudar a poner un suelo debajo del mercado.

MIRA: Pemex comprará 1,4 millones barriles de petróleo

Trabajadores que extraen petróleo de la Cuenca Permiana, el semillero de lutitas del oeste de Texas que se ha transformado en uno de los campos petroleros más importantes del mundo. (Crédito: Benjamin Lowy/Getty Images)

Trabajadores que extraen petróleo de la Cuenca Permiana, el semillero de lutitas del oeste de Texas que se ha transformado en uno de los campos petroleros más importantes del mundo. (Crédito: Benjamin Lowy/Getty Images)

Auge del crudo de Estados Unidos

Aunque Trump elogió a Arabia Saudita, su tuit omitió el papel central desempeñado por Estados Unidos en la caída del petróleo. Levantados por el auge del petróleo de esquisto, Estados Unidos superó recientemente a Rusia y Arabia Saudita para convertirse en el mayor productor de petróleo del mundo por primera vez desde 1973.

La Agencia Internacional de Energía predice que la producción de Estados Unidos se habrá disparado en más de 2 millones de barriles por día en 2018. Se espera que aumente más el próximo año. Ningún otro país ha aumentado la producción hasta ese punto.

El temor entre los comerciantes de petróleo es que el mundo puede no necesitar todo lo que el esquisto estadounidense lleva al mercado. Eso fue lo que ayudó a causar el último desplome del petróleo. Los niveles de inventario de Estados Unidos han aumentado nueve semanas consecutivas, según las cifras publicadas el miércoles.

Miedos de la demanda

Pero esta caída del petróleo no se trata únicamente de un exceso de oferta. La desaceleración del crecimiento económico mundial parece estar afectando la demanda.

El apetito por el petróleo en Estados Unidos ha sido “muy sólido”, pero la AIE advirtió, la semana pasada, de una demanda “relativamente débil” en Europa y los países asiáticos desarrollados. Y la AIE señaló una “desaceleración” en la demanda en la India, Brasil y Argentina, causada por los altos precios, las monedas débiles y el deterioro de la actividad económica.

MIRA: ¿Será más caro el petróleo y gasolina por huracán Michael?

El mes pasado, el Fondo Monetario Internacional redujo sus estimaciones del PIB de 2019 tanto para China como para Estados Unidos debido a la guerra comercial. Se espera que el PIB mundial baje del 2,9%, en 2018, al 2,5%, el próximo año. Eso nunca es una buena noticia para el petróleo, que impulsa la economía.

Caos en el mercado de valores

El crudo también ha quedado atrapado en el estado de ánimo de disparar primero y preguntar después de Wall Street. Los temores de una desaceleración han llevado a los inversores a huir de los activos de riesgo, sin importar si se trata de acciones de Apple, bitcoin o petróleo crudo. El petróleo crudo cayó un 7% el martes, ya que el Dow cayó 552 puntos.

El colapso del petróleo en parte refleja la “venta más amplia de productos y bienes cruzados a medida que aumentan las preocupaciones de crecimiento”, escribió el martes Damien Courvalin, jefe de Investigación de Energía en Goldman Sachs, a los clientes.

Courvalin argumentó que la venta del petróleo ha “superado” los fundamentos. Sin embargo, predijo que el petróleo no se recuperará hasta que la OPEP tome medidas y haya evidencia de que el crecimiento de la demanda es “resistente”.

Dinero rápido

Las materias primas, al igual que las acciones, están influenciadas por las grandes apuestas realizadas por los fondos de cobertura y otros operadores. Los analistas dicen que la caída del petróleo se vio agravada por el desenvolvimiento de apuestas alcistas masivas por parte de los jugadores financieros.

Las posiciones largas de la comunidad de dinero administrado en crudo cayeron, a fines de octubre, al nivel más bajo desde principios de 2016, cuando el crudo cayó a 26 dólares por barril, según RBC.

MIRA: ¿Puede el barril de petróleo llegar a costar 100 dólares en 2019?

Gasolina más barata

El desplome petrolero en el feriado de Acción de Gracias hará que viajar para millones de estadounidenses sea más barato.

El precio promedio nacional de la gasolina bajó a 2,60 dólares el galón (3,7 litros) el miércoles, por debajo de los 2,85 del mes anterior, según la AAA.

Eso podría proporcionar un impulso adicional a la economía que se dirige a la temporada de compras navideñas. Trump comparó la caída de los precios del petróleo con un “gran recorte de impuestos” para Estados Unidos.

Por supuesto, la fuerte caída del petróleo también empaña las perspectivas para la industria petrolera de Estados Unidos. La última desaceleración energética provocó decenas de quiebras y eliminó cientos de miles de empleos petroleros en estados como Texas, Dakota del Norte y Oklahoma.