CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Europa

Pasajeros desembarcan de crucero con relatos de condiciones aterradoras

Por Susannah Cullinane, Nicole Chávez, Eliza Mackintosh

(CNN) — Un crucero atracó en el puerto de Molde, en el oeste de Noruega, después de un desgarrador día en altamar.

Los pasajeros a bordo del crucero Viking Sky gritaron “lo logramos”, cuando el barco llegó a puerto este domingo por la tarde, informó la emisora estatal noruega NRK.

Los equipos de rescate habían transportado a 479 personas desde el barco, luego de que se quedara a la deriva en mares tormentosos este sábado con 1.300 pasajeros y tripulantes a bordo. Los pasajeros llegaron a tierra firme con historias de condiciones terroríficas, muchos de ellos fueron sacudidos por el viento y las olas durante 20 horas después de que el barco envió una señal de socorro.

El Viking Sky, que recuperó la potencia del motor el domingo por la mañana, navegó al puerto de Molde acompañado por dos barcos de suministro y un buque remolcador. Había 436 pasajeros y 458 tripulantes que aún permanecían a bordo.

LEE: Con helicópteros y en medio de un mar encrespado, un crucero con 1.300 pasajeros es evacuado de emergencia

Veinte personas que sufrieron lesiones en el incidente eran atendidas en instalaciones médicas en Noruega, o ya habían sido dadas de alta, dijo Viking Ocean Cruises.

“A lo largo de todo esto, nuestra primera prioridad fue la seguridad y el bienestar de nuestros pasajeros y nuestra tripulación”, dijo Viking Ocean Cruises en un comunicado, agradeciendo a los servicios de emergencia noruegos y a los residentes locales su apoyo.

Los rescatistas se enfrentaron a mares agitados y olas tan altas como 6 a 8 metros mientras trabajaban para transportar a pasajeros en helicóptero este domingo temprano.

La Cruz Roja Noruega, que atendía a los pasajeros del barco en un centro de evacuación en Hustadvika, dijo que estaban revisando heridas, incluyendo moretones, huesos rotos y cortes.

La primera ministra noruega, Erna Solberg, agradeció a los rescatistas y voluntarios que ayudaron a responder a lo que ella llamó un “día dramático” para los pasajeros a bordo del barco.

La Embajada de los Estados Unidos en Oslo envió un equipo consular a Molde para ayudar a los ciudadanos estadounidenses a ser evacuados del crucero.

Una espera desesperada por el rescate

Después Tras ser evacuado a la costa, el pasajero estadounidense Jan Terbruegen describió las escenas a bordo del Viking Sky a Dagbladet, afiliada de CNN.

“Los muebles se deslizaron por la habitación, se deslizaron hacia atrás y con él vinieron personas y vidrios. Francamente, fue una situación muy peligrosa”, dijo Terbruegen.

Dijo que les habían dicho que abandonarían el barco rápidamente, dejando poco tiempo para estar asustados.

 

“Tratábamos de permanecer más en la parte baja del barco, hacia el centro, solo porque era una manera de lidiar contra el mareo. Luego llamaron a reunirse en los puntos de encuentro y en media hora nos dimos cuenta de que nos íbamos de aquí. Pudimos ver que estábamos siendo arrastrados hacia algunas rocas. Esa fue la cosa más aterradora, creo. Pero afortunadamente ese no era nuestro destino”.

La pasajera Beth Clark describió a Dagbladet su transportes por aire desde el barco.

“El tipo bajó del helicóptero, uno de los guardacostas, me quitó el cinturón y me dijo: ‘Sujétalo’ y me lancé unos 100 metros en el aire y llegué al helicóptero”, dijo.

“No miré hacia abajo, así que ese fue mi gran temor. Todos tenían sus diferentes temores, ese era el mío. Pero eran impresionantes, quiero decir, tan pronto como te levantaron, él me agarró y me jaló como un saco de papas”.

 

El pasajero Alexus Sheppard, del norte de California, dijo el sábado que había estado esperando casi seis horas para ser evacuada. La mayoría de la gente estaba bastante tranquila, dijo, y les estaban sirviendo comida y agua.

“Todavía está moviéndose y rodando aquí”, dijo Sheppard.

Otro pasajero, Ryan Flynn, describió la desesperada espera de rescate.

“Son aproximadamente las 3:15 a.m. hora local de Noruega y muchos de nosotros todavía estamos varados en el Vikings Sky”, tuiteó. “Es miserable ya que la marea sigue estando muy alta con vientos fuertes. El barco continúa moviéndose y girando. El capitán espera que los vientos y mareas estén lo suficientemente calmados como para llevar el barco a puerto.

Las autoridades inicialmente enviaron cinco helicópteros y varios buques para evacuar. Los pasajeros se vieron obligados a desviar algunos recursos cuando un barco de carga cercano perdió la potencia del motor, lo que puso en peligro a la tripulación del barco, dijeron los oficiales del centro de rescate. Luego fueron llevados a hoteles en Molde y Kristiansund, donde se habían establecido centros de evacuación, dijeron.

La Cruz Roja Noruega dijo que estaba ayudando.

El crucero Viking Sky se ve en mares agitados el sábado en el área de Hustadvika, en el oeste de Noruega.

Pérdida de potencia del motor

En un comunicado en su sitio web, Viking Ocean Cruises dijo que el barco “experimentó una pérdida de potencia del motor en la costa de Noruega cerca de Molde” alrededor de las 2 p.m., hora local del sábado.

“Nuestra primera prioridad fue la seguridad y el bienestar de nuestros pasajeros y nuestra tripulación, y en estrecha colaboración con la Guardia Costera Noruega, el capitán decidió evacuar a todos los invitados del barco en helicóptero”, dijo.

El crucero Viking Sky permanece anclado en mares movidos, luego de que se envió una señal de alerta debido a una falla del motor en condiciones de viento, cerca de Hustadvika, frente a la costa oeste de Noruega, este sábado.

El barco Viking Sky, propiedad de Viking Ocean Cruises, fue construido en 2017 y puede albergar a 930 huéspedes, según el sitio web de la compañía.

El barco se dirigía a Stavanger desde Tromso, según el sitio web Marine Traffic. Viking dijo que había cancelado su próxima navegación, Escandinavia y el Canal de Kiel, que tenía previsto salir el 27 de marzo.

Zahid Mahmood, Zahra Ullah, Theresa Waldrop, todos de CNN, contribuyeron a este informe.