CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Política

Trump defiende a Pelosi, dice que “no es racista”

Por Allie Malloy

(CNN) — El presidente Donald Trump, en un giro sorprendente, defendió a la demócrata Nancy Pelosi en medio de su disputa con la representante Alexandria Ocascio-Cortez y otros demócratas debutantes en el Congreso, y dijo que la presidenta de la Cámara de Representantes “no es racista”.

“Te diré algo sobre Nancy Pelosi que sabes mejor que yo, que no es racista. ¿De acuerdo? Ella no es racista. Que la llamen racista es una desgracia”, dijo Trump mientras hablaba con periodistas antes de partir en el helicóptero Marine One.

Trump y Pelosi han tenido una relación de altibajos desde que ella asumió la presidencia de la Cámara y ha liderado la mayoría demócrata en ese órgano legislativo durante el tercer año en el cargo de Trump. Pelosi ha tratado de servir como un control sobre el presidente, pero también resistió algunas llamadas de sus filas para presionar por el juicio político de Trump.

Ocasio-Cortez dijo al periódico The Washington Post el miércoles que Pelosi ha sido explícitamente “señalando a mujeres de color recién elegidas” en sus críticas a los progresistas. Cuando Manu Raju de CNN le preguntó a la congresista de Queens si creía que Pelosi era racista, dijo: “¡No, no! Absolutamente no, absolutamente no”.

Trump dijo que Ocasio-Cortez “no debería estar haciendo lo que está haciendo” y agregó que está siendo “muy irrespetuosa con alguien que ha estado allí por mucho tiempo”.

“No creo que Nancy pueda dejar que eso suceda. Un grupo de personas que vinieron… no sé de dónde vinieron”, dijo Trump.

Pelosi respondió a los comentarios de Ocasio-Cortez el jueves diciendo: “He dicho lo que voy a decir en la bancada”.

El día anterior, Pelosi hizo un discurso apasionado por la unidad durante una reunión a puerta cerrada, alentando a sus colegas a volcar su ira sobre el líder de la mayoría del Senado republicano en lugar de ellos mismos.