CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
'El Chapo' Guzmán

La sentencia del Chapo puede ser la última vez que lo veamos

Por Brandon Griggs

(CNN) — Cuando el capo de la droga Joaquín “El Chapo” Guzmán sea sentenciado el miércoles en una corte federal en Brooklyn, Nueva York, puede ser la última vez que el público, e incluso algunos miembros de su familia, lo vuelvan a ver en persona. 

Guzmán, de 62 años, fue declarado culpable en febrero de los 10 cargos que enfrentaba, incluyendo la participación en una empresa criminal continua y cargos de tráfico de drogas, entre otros. Los fiscales lo han calificado como el “líder despiadado y sediento de sangre” del cártel de Sinaloa y están buscando una cadena perpetua.

Los testigos durante el juicio declararon que Guzmán ordenó y, a veces, participó en la tortura y el asesinato de los enemigos percibidos del cártel.

Periodistas hacen fila durante la madrugada del miércoles ante la corte donde se dará la sentencia del Chapo. (LAURA BONILLA CAL/AFP/Getty Images)

La abogada Mariel Colón, que ha visitado a Guzmán regularmente en prisión antes, durante y después de su juicio, dice que ella es optimista sobre sus posibilidades de apelación.

MIRA: El juicio de El Chapo, un mito convertido en realidad, asegura periodista

Pero si la apelación no tiene éxito, “entonces esta será la última vez que el público verá El Chapo”, dijo Colón a CNN. “También podría ser la última vez que El Chapo pueda ver a su esposa”.

Colón dijo que la esposa de Guzmán, Emma Coronel, no ha decidido si irá a la audiencia de sentencia ante el juez de distrito Brian Cogan, quien presidió el juicio. Pero a ella no le está permitido visitar o mantener correspondencia con Guzmán en prisión. Su contacto está limitado a las llamadas telefónicas y visitas de ciertos miembros de la familia, incluidas sus hijas gemelas de 8 años.

Incluso si Guzmán presenta una apelación, es poco probable que comparezca ante el tribunal, dijo Colón.

En los meses transcurridos desde que Guzmán fue condenado por un jurado, firmó los derechos de su nombre para que Coronel pueda comenzar una línea de ropa con la marca El Chapo y solicitar mejores condiciones en la prisión de Manhattan donde se encuentra recluido. El gobierno de EE. UU. también le ha pedido que pague más de 12.600 millones de dólares.

(ULISES RUIZ/AFP/Getty Images)

Las identidades de los jurados que decidieron su destino han permanecido en el anonimato por su propia seguridad. Pero poco después del veredicto, un miembro del jurado habló de forma anonima con Vice News y alegó una amplia gama de posibles faltas de conducta del jurado, que van desde informes de noticias sobre el juicio, que estaban expresamente prohibidos, hasta mentirle a Cogan sobre si habían estado expuestos a ciertos informes mediáticos.

Cogan negó la solicitud de Guzmán de un nuevo juicio y una audiencia para investigar las reclamaciones.

Su colorida vida tras las rejas

Se espera que Guzmán, quien ha estado aislado durante dos años y medio, cumpla su condena en la prisión federal más segura de la nación en Florence, Colorado.

“Está yendo a Supermax, estoy seguro, en Colorado”, dijo el abogado de Guzmán, Jeffrey Lichtman, al “New day” de CNN el día después de su condena. “Nadie ha escapado nunca. Es absolutamente imposible. Ni siquiera es un problema”.

MIRA: Niegan nuevo juicio al Chapo Guzmán que pedían sus abogados tras reporte sobre mala conducta del jurado

Hasta que sea transferido, Guzmán permanece en el Centro de Corrección Metropolitano, una prisión federal en Manhattan. Puede ser visitado por miembros de su equipo legal cualquier día de la semana, y se le permite recibir una llamada de su hermana cada 15-20 días, dijo Colón. Pero una vez que sea transferido a Colorado, las visitas de los abogados pueden ser más limitadas, dijo.

“Lo que realmente hemos estado discutiendo más es la apelación”, dijo Colón. “Realmente necesitamos discutir lo más posible ahora porque no podremos visitarlo regularmente como ahora para la apelación”. La historia de que Guzmán se escapó de la prisión pesó en la mente de los fiscales, tanto durante su juicio como después de su condena. Guzmán escapó dos veces de las prisiones mexicanas.

En 2001, Guzmán escapó escondiéndose en un carrito de lavandería. Pasó los siguientes 13 años escondido en y alrededor de su estado natal de Sinaloa.

MIRA: Así es el túnel por el que se escapó el “Chapo”

Fue recapturado en 2014, pero el ex colaborador Damaso López declaró durante el juicio de Guzmán que él, su esposa y otros miembros de la familia se mantuvieron en contacto con Guzmán mientras estuvo en prisión en la ciudad mexicana de Altiplano. López testificó que Guzmán pidió que se construyera un túnel directamente de su celda.

El túnel de 1,6 kilómetros de largo, completo con electricidad y ventilación, estuvo en obras durante un mes y López se enteró de que Guzmán “escuchaba ruidos donde estaba, los que estaban excavando (el túnel) ya estaban debajo”.

Guzmán escapó de la prisión mexicana por segunda vez, el 11 de julio de 2015.

Seguridad estricta en Nueva York

En los días en que no compareció ante el tribunal, Joaquín “El Chapo” Guzmán estuvo sin interacción humana hasta 23 horas al día.

Desde el tercer arresto de Guzmán en 2016, cuando fue extraditado a EE. UU., ha estado bajo vigilancia estricta. Fue llevado a Nueva York, donde permaneció durante el juicio y la sentencia.

La seguridad en torno al juicio de Guzmán fue tan estricta que el puente de Brooklyn se cerró cada semana para permitir que se transfiriera a Guzmán en una caravana, completa con una escolta en helicóptero, del Centro Correccional Metropolitano (MCC, por sus siglas en inglés) al juzgado federal de Brooklyn para su juicio de un mes de duración.

Mientras Guzmán ha estado en Estados Unidos, sus comunicaciones se han limitado a los miembros de su equipo legal y su hermana, con visitas ocasionales de sus hijas gemelas. No se le permite reunirse con su esposa y, con sus abogados, solo se le permite discutir aspectos de su caso.

Desde su condena, el equipo legal de Guzmán ha presentado solicitudes de mejores condiciones de prisión en el MCC, donde se le mantiene en régimen de aislamiento 23 horas al día en su celda de 10 x 8. Sus abogados dicen que desde que lo trajeron a EE. UU. ha pasado más de dos años sin acceso a aire fresco o luz natural, y agregó que debe dormir con la luz encendida en su celda, condiciones que según los abogados son “psicológicamente cicatrizantes”. También pidió dos horas de ejercicio al aire libre a la semana.

MIRA: Abogada de “El Chapo”Guzmán denuncia condiciones “crueles e inusuales” de prisión

Cogan negó las solicitudes de Guzmán para mejorar las condiciones de la prisión.

Los fiscales han dicho que el único lugar para hacer ejercicio al aire libre es en el techo del MCC, que está rodeado de edificios altos en el bajo Manhattan y cubierto con una malla de alambre protectora. Plantearon inquietudes acerca de posibles planes de escape por parte del notorio narcotraficante, y mencionaron un intento de fuga de la cárcel en 1981 desde ese mismo lugar en el que los colaboradores de un preso secuestraron un helicóptero de turismo e intentaron cortar las pantallas de alambre que rodeaban el techo.

Entonces, Colón está tratando de preparar a Guzmán para las condiciones en la prisión de Colorado.

LEE: El Chapo no podrá hacer ejercicio al aire libre por temor a que se fugue, según la decisión del juez

“Es peor que donde está ahora”, dijo ella. Colón agregó que el aislamiento de Guzmán de su familia será difícil. “Es triste, es estresante, es emocionalmente desgarrador”, dijo.