CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Política

Análisis: Trump está ganando terreno hacia las presidenciales de 2020, según muestran encuestas

Por análisis de Harry Enten

(CNN) — Primero lo primero: la canción principal de la semana son los créditos de cierre de Perfect Strangers.

Encuesta de la semana: una nueva encuesta de CNN / SSRS revela que el ex vicepresidente Joe Biden va por delante del presidente Donald Trump un 49% a 44% en un posible enfrentamiento en las elecciones generales. Los enfrentamientos entre Trump y otros contendientes demócratas líderes (el alcalde de South Bend, Indiana, Pete Buttigieg, el senador de Vermont Bernie Sanders y la senadora de Massachusetts Elizabeth Warren) están aún más cerca.

En comparación con las encuestas realizadas en octubre, el margen demócrata en todos los enfrentamientos directos se ha reducido en al menos 5 puntos.

Cuál es el punto: la opinión pública sobre Trump ha sido notablemente estable durante toda su presidencia. Su índice de aprobación ha estado durante la mayor parte entre 35 y 45 puntos, y constantemente ha quedado tras su oponente demócrata más probable (Biden) en las encuestas por poca diferencia.

Pero a medida que cerramos 2019 y nos adentramos en 2020, parece que Trump está ganando terreno.

Más allá de nuestra encuesta, las encuestas promedio de entrevistas en vivo muestran un movimiento significativo hacia Trump en los últimos dos meses. La ventaja de Biden sobre el presidente en un enfrentamiento potencial se ha reducido de 12 a 7 puntos, que sigue siendo la mayor ventaja de cualquiera de los principales demócratas contra Trump. Trump redujo al menos 4 puntos contra los otros demócratas líderes desde octubre.

En los 15 estados más cercanos de las elecciones de 2016, donde la contienda presidencial se decidió por 8 puntos o menos, Trump está en mejor forma. Ninguno de los demócratas lideró la encuesta de diciembre de CNN. Esto sigue a otras encuestas estatales que sugieren que, al igual que en 2016, Trump podría ganar en el colegio electoral, mientras que pierde el voto popular.

El cambio a favor de Trump a nivel nacional no es sorprendente y coincide con el movimiento ascendente en su popularidad personal. Su calificación favorable neta (favorable – desfavorable) se situó en -6 puntos entre los votantes en la última encuesta de CNN. Su índice de favorabilidad neta en las dos encuestas anteriores de CNN que hicieron la pregunta fue de -12 puntos.

La encuesta promedio también demuestra que Trump está en el extremo superior de su popularidad. Según el agregado de FiveThirtyEight, esta semana Trump alcanzó el índice de aprobación más alto entre los votantes (45%) desde marzo de 2017.

La trayectoria ascendente de Trump es probable, al menos en parte, debido a la economía. Si bien la mayoría de las personas generalmente han pensado que la economía es buena, un sorprendente 76% dijo que era buena en la encuesta de CNN esta semana. Ese fue el porcentaje más alto desde 2001.

Mientras tanto, el juicio político de Trump no parece tener un gran impacto en las encuestas. Eso podría deberse a que menos votantes dicen que es un tema extremadamente importante o muy importante para su voto que cualquier otro tema del que preguntó CNN en noviembre. Además, podría deberse a que la oposición a la destitución del cargo de Trump es más alta que las calificaciones de popularidad de Trump. Esto significa que más conversaciones sobre la destitución en realidad pueden elevar el índice de aprobación de Trump.

Otra cosa que ayuda a Trump es que las elecciones presidenciales no son referéndums. Va a tener un oponente demócrata con nombre y apellido. Ninguno de los principales demócratas tuvo una calificación de favorabilidad neta positiva entre los votantes en la encuesta de diciembre de CNN. En octubre, todos menos Warren lo hicieron. La caída en la popularidad de los demócratas podría deberse a que están involucrados en una primaria competitiva, lo que está perjudicando sus calificaciones de favorabilidad dentro del partido. Ninguno de los demócratas es tan popular entre los votantes de su propio partido como lo es Trump con el suyo. Sin embargo, eso podría cambiar una vez que finalicen las primarias.

De hecho, no es que Trump esté en una excelente posición. Los dos aspirantes demócratas más probables, Biden y Sanders, están por delante de él por 7 y 4 puntos respectivamente en la encuesta promedio. La mayoría de los presidentes en funciones han liderado su oposición potencial en este punto antes de las elecciones.

Trump, sin embargo, se está volviendo más popular en el momento adecuado. Los índices de aprobación se correlacionan mucho más con las posibilidades de reelección de un presidente una vez que ingresamos al año de la elección. Trump aún no está en una posición sólida, aunque claramente le está yendo mejor.