CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Voto Latino

Voto Latino

Predicciones de los cinco escenarios más probables de Nueva Hampshire

Por análisis de Chris Cillizza

(CNN) — Esta semana, con las primarias de Nueva Hampshire programadas para el martes, Chris Cillizza presenta los cinco escenarios más probables en las primarias demócratas.

5. Klobuchar sorprende en el tercer o cuarto puesto: La senadora de Minnesota tuvo un debate excelente el viernes por la noche, con un mensaje final sobre la necesidad de un retorno a la empatía en nuestra política y nuestro país que fue increíblemente poderoso.

Su desempeño ha impulsado un aumento de recaudación de fondos (¡Más de 2 millones de dólares recaudados en las 14 horas posteriores al debate!) que a menudo, pero no siempre, coincide también con un aumento en las encuestas.

LEE: Ganadores y perdedores del octavo debate demócrata, según Chris Cillizza

Hasta la fecha, la encuesta diaria de seguimiento en Nueva Hampshire no ha recogido ese tipo de movimiento. Pero Klobuchar todavía tiene 48 horas para hacer que algo suceda.

Y para ser claros, ella necesita que algo suceda. Si Klobuchar es relegada al quinto lugar (como estaba en Iowa), es muy difícil ver cómo seguirá en la carrera.

4. Warren se encuentra en un distante tercer lugar: El rumor de la campaña presidencial de la senadora de Massachusetts Elizabeth Warren desde su sólido pero no sorprendente tercer lugar en las asambleas partidarias de Iowa ha sido inexistente.

Y los números de Warren en Nueva Hampshire, donde alguna vez fue considerada una de las favoritas con Bernie Sanders gracias a su cercanía geográfica, también parecen estar en punto muerto.

Warren, en este momento, parece estar en camino de terminar en un tercer puesto distante detrás del senador de Vermont Bernie Sanders y el exalcalde de South Bend, Indiana, Pete Buttigieg (en algún orden). Eso no es lo suficientemente bueno para una aspirante que no ha demostrado mucho atractivo entre los votantes no blancos, ya que el proceso primario / asamblea partidaria se está desplazando a electorados mucho más diversos en Nevada y Carolina del Sur.

Si Warren llega en tercer lugar, habrá llamados para que ella se retire y respalde a Sanders, uniendo así a los liberales detrás de un solo candidato. (Esos llamados serán aún más fuertes si Buttigieg vence a Sanders). ¿Warren escuchará?

3. Biden decepciona: Mira, cuando lo primero que dices en un debate cuatro días antes de las primarias de Nueva Hampshire es “probablemente recibiré un golpe aquí”, no puedes sentirte muy bien por tu posición en el estado.

Las encuestas publicadas desde que el ex vicepresidente terminó en cuarto lugar en las asambleas de Iowa sugiere que él también tiende a la baja en el Estado del Granito. De hecho, en las cinco encuestas más recientes de Nueva Hampshire, Joe Biden no obtiene más del 13% y está en tercer o cuarto lugar.

Si Biden termina detrás de Sanders, Buttigieg y Warren por segunda vez en ocho días, comenzará a haber llamados para que abandone la carrera. Biden probablemente ignorará esos llamados, avanzando hacia los electorados más diversos en Nevada (22 de febrero) y Carolina del Sur (29 de febrero).

Pero su dinero, que ya estaba disminuyendo, se agotará por completo, y la narrativa a su alrededor será de declive. Es muy difícil regresar de eso, sin importar cómo se vea el electorado.

MIRA: Buttigieg y Sanders lideran resultados de asambleas partidarias en Iowa, pero el fiasco demócrata continúa

2. Buttigieg gana: A pesar de que los demócratas de Iowa arruinaron totalmente las asambleas partidarias, ahora está claro que el exalcalde salió de la votación con un impulso real.

Una encuesta de CNN y la Universidad de Nueva Hampshire publicada el sábado mostró a Buttigieg con un 21%, frente al 15% en una encuesta similar realizada el mes pasado. Otros datos muestran una oleada de apoyo similar.

Buttigieg no necesita ganar Nueva Hampshire para mantener ese impulso: un segundo lugar más cercano de lo esperado a Sanders no estaría mal. Pero una victoria podría ser suficiente para comenzar a mover los números estancados de Buttigieg entre los votantes negros e hispanos en Nevada y Carolina del Sur.

Sin ese movimiento, Buttigieg no será el candidato, sin importar lo que sucedió en Iowa y lo que suceda en Nueva Hampshire. Pero Buttigieg está haciendo todo lo posible para ponerse en un lugar para resolver ese problema.

LEE: Pete Buttigieg ganó por estrecho margen las asambleas de Iowa

1. Bernie gana: Recuerda que Sanders aplastó a Hillary Clinton en las primarias de Nueva Hampshire en 2016 por 22 puntos. Y que él es del vecino Vermont. Y que prácticamente todas las encuestas creíbles realizadas desde Iowa (e incluso antes de las asambleas partidarias) mostraban a Sanders con una ventaja.

Cuando sumas todo eso, es difícil ver algo menos que un primer lugar para Sanders como una verdadera victoria aquí. Por suerte para el senador de Vermont (y sus seguidores), sigue siendo el favorito, a pesar del claro impulso de Buttigieg después de Iowa.

Si bien Sanders probablemente preferiría una victoria amplia como la que obtuvo hace cuatro años, eso parece poco probable. Y una victoria, en este punto, es una victoria.