CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Política

El censo de 2020 comienza este jueves en EE.UU. Se espera que sea el más grande en la historia del país

Por Catherine E. Shoichet

(CNN) — El censo de 2020 llegará pronto a tu buzón.

A partir de este jueves, los hogares en Estados Unidos comenzarán a recibir invitaciones para completar el censo en línea o por teléfono. Algunos también recibirán cuestionarios del censo por correo.

Es un paso importante en lo que se espera que sea el mayor conteo oficial de población en EE.UU. Los resultados del censo de 2020 afectarán la vida de las personas en todo el país. Y todos los que viven en EE.UU. juegan un papel importante en su formación.

Aquí hay algunas cosas clave que debes saber:

El censo es de gran importancia

El censo, que ocurre cada 10 años, determina cuántos representantes obtiene cada estado en el Congreso y cómo se gastan miles de millones de dólares en fondos federales. Las escuelas, las carreteras y otras cosas importantes en su comunidad obtendrán, o perderán, fondos durante los próximos 10 años, dependiendo de esta cuenta oficial de la población.

Esto es algo que la Oficina del Censo ha enfatizado en una campaña de divulgación de US$ 500 millones con más de 1.000 anuncios que se han difundido por meses. ¿Por qué? Porque según los expertos, cuando las personas aprenden por qué el censo es importante, es más probable que respondan.

El censo es requerido por ley

El censo es requerido por la Constitución.

Y en los sobres que llegarán a los buzones de correo de todo Estados Unidos, el mensaje es claro: está impreso en negrita en el exterior del sobre: ​​»SU RESPUESTA ES REQUERIDA POR LEY».

¿Qué pasa si te niegas a responder o quieres saltarte una pregunta?

Puedes ser multado, de acuerdo con los estatutos federales.

Este año hay un cambio significativo en la manera de contar a las personas

Es la primera vez que todos los hogares en Estados Unidos tendrán la oportunidad de responder en línea.

Eso generó preocupaciones de algunos expertos en seguridad cibernética y legisladores. Pero los funcionarios del censo enfatizan que los cuestionarios en línea serán seguros.

La pregunta sobre ciudadanía no estará en el censo

Se supone que todos los que viven en Estados Unidos deben ser contados por el censo, ya sean ciudadanos o no.

La Corte Suprema impidió que el Gobierno de Donald Trump hiciera una pregunta de ciudadanía en el censo. Pero a pesar de que esa pregunta no está en la mezcla, todavía hay preocupaciones sobre si el debate de un mes sobre esto influirá en las tasas de respuesta.

Preocupados de que algunas personas tengan miedo de responder al censo, los defensores que trabajan con las comunidades de inmigrantes han duplicado sus esfuerzos de divulgación en los últimos meses.

En anticipación del censo de 2020, activistas como Julia Aviles Zavala, que se muestra aquí tocando una puerta en Maryland en enero, han estado realizando esfuerzos de divulgación para persuadir a los inmigrantes y residentes de bajos ingresos a participar.

Respondiendo preguntas en un evento reciente en Washington, los funcionarios del censo enfatizaron que el Título 13 del Código de EE.UU. garantiza que la información personal proporcionada para el censo es confidencial.

«Les puedo asegurar que la ley no solo nos exige que hagamos nuestro trabajo profesionalmente y que protejamos la información confidencial, sino que también tenemos todos los sistemas, los sistemas más sofisticados disponibles, para proteger la información», dijo el director Steven Dillingham .

A algunos legisladores les preocupa que el coronavirus afecte el censo

La llegada de los correos del censo esta semana coincide con la pandemia de coronavirus que se desarrolla.

Es demasiado pronto para saber qué significará eso para el censo de 2020. Pero está en la mente de los legisladores, funcionarios y trabajadores del censo.

La senadora Tina Smith, quien junto con varios colegas demócratas envió una carta a la Oficina del Censo la semana pasada preguntándole sobre los planes por el coronavirus, dijo que le preocupaba que con el brote, los funcionarios pudieran confiar demasiado en las respuestas de internet, algo que teme, podría dar como resultado un bajo recuento de comunidades.

«Es una gran preocupación», comentó.

El portavoz del censo, Michael Cook, dijo a CNN que la agencia tiene planes establecidos para personas, hogares y comunidades que «no tienen una alta conectividad a internet». Y los funcionarios dicen que la forma en que se diseñó el censo, brindando a las personas múltiples formas de responder, permitirá que las operaciones locales se adapten si es necesario.

«Si necesitamos retrasar o suspender las visitas de seguimiento sin respuesta en una comunidad en particular, adaptaremos nuestra operación para asegurarnos de obtener un conteo completo y preciso», dijo el miércoles la Oficina del Censo.

El primer correo del censo de 2020 que recibas podría o no incluir un cuestionario escrito

La Oficina del Censo de Estados Unidos está enviando diferentes correos a diferentes hogares, dependiendo de una variedad de factores.

Aproximadamente tres de cada cuatro hogares recibirán una invitación para completar el censo en línea o por teléfono. La invitación será en inglés y español «en áreas donde el 20% o más de los hogares necesitan asistencia en español», dice la Oficina del Censo.

En las áreas del país donde los funcionarios sienten que es menos probable que los residentes respondan en línea, también se enviará un cuestionario impreso en el correo inicial.

Los funcionarios han publicado modelos que muestran todos los primeros correos que se enviarán y que comenzarán a llegar del 12 al 20 de marzo, para ayudar a la comunidad a evitar posibles fraudes.

Según la Oficina del Censo, los hogares que aún no han respondido al censo recibirán un cuestionario impreso en abril.

Hasta medio millón de trabajadores temporales se podrían contratar para ayudar con este proceso

Las autoridades estiman que alrededor del 60% de las personas responderán los cuestionarios por correo, por teléfono o en línea. Los trabajadores del censo deberán ir de puerta en puerta para obtener respuestas del resto, y no tienen mucho tiempo para hacerlo.

Los funcionarios del censo han dicho que pretenden contratar hasta medio millón de trabajadores temporales para ayudar con el conteo de este año.

Pero los principales esfuerzos para ir de puerta en puerta y hacer un seguimiento de los hogares que aún no han respondido al censo no están programados para comenzar hasta dentro de unos meses.

Según el cronograma oficial para el censo de 2020, eso ocurrirá en gran medida de mayo a julio. Para el 31 de diciembre de 2020, la Oficina del Censo de Estados Unidos está obligada por ley a informar los recuentos de población del nuevo censo al Presidente.

Algunas personas ya han sido contadas en el censo de este año

Si bien el lanzamiento de esta semana marca un hito para el censo de 2020, técnicamente el censo ya comenzó hace meses.

Lo que se conoce como la primera enumeración, o primer recuento, del censo de 2020 comenzó en enero en el pueblo pesquero de Toksook Bay, Alaska.

El censo de 2020 comenzó el 21 de enero en Toksook Bay, Alaska.

Es una tradición que el censo comience con anticipación en partes remotas de Alaska, donde grandes porciones del estado no están conectadas por carreteras y pueden tener un servicio de correo irregular.

Dillingham, el director del censo, llegó a la ciudad en una moto de nieve y tocó a una puerta para comenzar oficialmente el conteo.

Tara Subramaniam de CNN y Vivian Salama contribuyeron a este informe.