CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Crisis en Nicaragua

Nicaragua

OMS y organismos de derechos humanos expresan preocupación por la evolución de la pandemia en Nicaragua

Por Mario Medrano

(CNN Español) — La evolución de la pandemia de coronavirus en Nicaragua está en la mira de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El director ejecutivo del Programa de Emergencias del organismo, Michael Ryan, expresó su preocupación sobre la evolución del virus en el país. Durante una conferencia de prensa virtual sobre el covid-19 realizada este martes, Ryan afirmó que lo que sucede en Nicaragua “no ocurre en otros países del continente”. Recomendó que se apliquen medidas urgentes para contener el avance del virus.

Según Ryan, “lo común es que la transmisión comunitaria, una vez que se ha iniciado, es muy difícil detenerla. Hace falta una estrategia integral. Es decir, medidas públicas y tener a una comunidad que participe en esas medidas, una gobernanza muy sólida y un compromiso sostenido en el tiempo. Incluso, dadas esas circunstancias el virus puede ser incontrolable y provocar muchos más sufrimientos y fallecimientos”.

Antes, Ryan puntualizó que también preocupa lo que sucede en Haití “por su vulnerabilidad inherente”.

Destacó que los países más exitosos en enfrentar la pandemia son aquellos que han aplicado medidas de restricción, verificación y seguimiento de los casos.

El Ministerio de Salud es la única entidad que realiza exámenes de detección del virus, aunque hospitales privados han solicitado autorización para realizarlos.

publicidad

Por su parte La Federación Internacional de derechos Humanos (FIDH) y el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (CENIDH), a través de un comunicado conjunto publicado este jueves,  expresan que «se encuentran sumamente preocupados por la poca transparencia y decidido intento de minimizar las muertes mientras los casos de contagio y las muertes por covid-19 aumentan exponencialmente en el país». Los organismos humanitarios expresan que el número de fallecidos es 20 veces mayor a la estadística oficial.

El gobierno del presidente Daniel Ortega no ha reaccionado a este comunicado de los organismos de derechos humanos. No obstante, la vicepresidenta Rosario Murillo ha expresado que la pandemia está bajo control e incluso presentó en mayo pasado el “Libro Blanco” sobre las acciones del país ante el coronavirus.

Las autoridades sanitarias de Nicaragua registran 1.118 casos de covid-19 hasta el 2 de junio, y 46 fallecidos por coronavirus, según las últimas cifras oficiales emitidas.  Mientras, la Organización mundial de la salud reporta este 3 de junio 1309 casos de covid-19 y 46 fallecidos.

En cambio, el independiente Observatorio Ciudadano Covid-19  registró hasta el 30 de mayo 4.217 personas afectadas por el coronavirus. Además, reportó 980 fallecidos por neumonía y sospechosos de covid-19. El observatorio basa sus cifras en aportes verificados de casos sospechosos de todo el país y cuenta con la colaboración de 90 profesionales de la salud independientes.

El 1 de junio, 35 asociaciones médicas le pidieron a la ciudadanía iniciar una cuarentena voluntaria para desacelerar la curva de contagios y evitar muertes. La oposición, la  Iglesia Católica, empresas privadas y organismos de derechos humanos han respaldado la medida.

Ortega mantiene su posición de no declarar cuarentena ni cerrar la economía, bajo el argumento que el 40% de la población vive de labores agrícolas y el 80 % de los habitantes de zonas urbanas trabajan en el sector informal.