CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

Coronavirus

Coronavirus

Miles de personas inundan las playas del Reino Unido por el intenso calor en medio de la pandemia

Por Jack Guy

(CNN) — Funcionarios en el sur del Reino Unido declararon un «incidente importante» después de que miles de personas acudieron en masa a las playas locales.

Bournemouth y Sandbanks, en Dorset, se vieron particularmente afectados cuando multitudes llegaron a disfrutar del día más caluroso del año hasta el momento, según un comunicado emitido el jueves por el consejo de Bournemouth, Christchurch y Poole (BCP, por sus siglas en inglés).

A pesar de los llamados a mantenerse alejados del área, el lugar estaba invadido por automóviles y personas que tomaban el sol, lo que provocó atascos, estacionamientos ilegales y comportamiento antisocial. El jueves por la mañana, más de 40 toneladas de desechos habían sido retirados de la costa.

Finnbarr Webster/Getty Images

La líder del consejo, Vikki Slade, dijo que estaba «absolutamente horrorizada» por las escenas.

«El comportamiento y las acciones irresponsables de tanta gente es simplemente impactante y nuestros servicios se extienden al máximo para tratar de mantener a todos a salvo», dijo Slade en el comunicado. «No hemos tenido más opción que declarar un incidente importante e iniciar una respuesta de emergencia».

El Reino Unido está suavizando lentamente sus restricciones de coronavirus y ahora grupos de hasta seis personas pueden reunirse en exteriores. Sin embargo, la gran cantidad de amantes del sol causó enormes problemas.

Automóviles estacionados ilegalmente obstruyeron las carreteras y el consejo aplicó 558 multas, un récord en un solo día.

Los equipos de recolección de basura también sufrieron abusos e intimidación cuando intentaban eliminar montañas de desechos del paseo marítimo, según el comunicado, y ha habido una serie de incidentes relacionados con el consumo excesivo de alcohol y peleas.

En respuesta habrá patrullas policiales adicionales, se proporcionará seguridad a los equipos de recolección de basura y se reforzarán las medidas para cumplir con las normas de estacionamiento.

Las autoridades también encontraron personas que acampaban ilegalmente durante la noche. Fueron desalojados y, como resultado, los elementos de vigilancia frente al mar llevarán a cabo patrullas adicionales.

Finnbarr Webster/Getty Images

Slade imploró a la gente que no visitara el área y comparó las escenas con un día festivo.

«No estamos en condiciones de dar la bienvenida a tantos visitantes o de lidiar con la gama completa de problemas asociados con la gestión de volúmenes de personas como estos», dijo Slade. «POR FAVOR, no vengan. Todavía no podemos darles la bienvenida».

El ayudante del jefe de policía Sam de Reya, de la policía de Dorset, también pidió a las personas que se mantengan alejadas del área, explicando que las medidas adicionales activadas después de declarar un incidente importante solo llegarán hasta cierto punto.

«También dependemos de que las personas asuman su responsabilidad personal y recomendamos encarecidamente a los miembros del público que piensen dos veces antes de dirigirse al área», dijo.

«Claramente, todavía estamos en una crisis de salud pública y un volumen tan significativo de personas que se dirigen a una misma área ejerce una mayor presión sobre los recursos de los servicios de emergencia».

Algunas partes del Reino Unido se están preparando para una mayor relajación de las restricciones de confinamiento el 4 de julio, pero ha habido otras señales de que miembros del público están incumpliendo cada vez más las reglas.

Durante la noche del jueves, al menos 22 policías resultaron heridos y vehículos de emergencia sufrieron daños en Londres después de que una fiesta callejera terminara en violencia.

Y el 13 de junio, varios miles de personas asistieron a dos raves ilegales cerca de Manchester, en el norte de Inglaterra, y se reportaron tres apuñalamientos, una violación y una muerte por sobredosis entre los dos eventos.