Una denuncia en California señala prácticas de sexo oral entre niños de 4 y 5 años
Los directivos de la escuela aceptan que el incidente ocurrió en octubre pasado, pero afirman que fue solucionado.
8 febrero 2013
08:20 AM ET

Una denuncia en California señala prácticas de sexo oral entre niños de 4 y 5 años

(CNN) — Leer el documento legal te deja con una sensación de pesadez en el estómago.

La acusación, presentada por el abogado Gregory Owen en nombre de un menor, afirma que niños de 4 y 5 años en el Primer Centro de Desarrollo Infantil Luterano en Carson, California, Estados Unidos, realizaban sexo oral entre sí en el preescolar.

De acuerdo con la denuncia, además de los actos realizados en el demandante de cinco años, otros estudiantes se quitaban la ropa y se comprometían en actos sexuales en el patio de juegos y durante la hora de la siesta.

Owen dijo a CNN que representa a seis niños que asistieron al programa de la iglesia y a sus padres. Planea presentar cinco demandas adicionales antes de que termine febrero.

La primera, presentada este martes, nombra a la escuela, a varios de los líderes de la Primer Iglesia Luterana de Carson, a un “agresor menor” que no es nombrado y a los padres del agresor como acusados.

El Departamento de Servicios Familiares e Infantiles del Condado de Los Ángeles en Estados Unidos realizó una evaluación del centro en noviembre y encontró una falta de supervisión, lo que “permitió un contacto inapropiado entre los menores estudiantes”, según la denuncia.

En un comunicado, funcionarios de la iglesia luterana dijeron que el incidente referido en la demanda ocurrió en octubre y fue “tratado y solucionado” en ese momento. El comunicado señala que el demandante aún estaba inscrita en el preescolar de la iglesia hasta la semana pasada.

Michael Weston, vocero del Departamento de Servicios Sociales de California, dijo a CNN que el departamento se reunió con funcionarios de la iglesia el 1 de febrero sobre el “incumplimiento” de violaciones de licencia en contra de la escuela en los últimos seis meses.

Las violaciones discutidas incluían una falta de supervisión en el centro de cuidado infantil, relaciones profesor-niño y disciplina inapropiada.

En esa reunión, dijo Weston, el departamento estaba informado de que el director de la escuela renunciaba y que la licencia de la escuela quedaría como inactiva este viernes.

La decisión de cerrar la escuela se basó en la renuncia del director, que fue por razones personales y no estuvo relacionada con los incidentes, según el comunicado de los funcionarios de la iglesia.

Este miércoles, el Departamento de Servicios Sociales de California emitió una orden de suspensión temporal al centro de desarrollo después de determinar que había un “riesgo inmediato para los niños que estaban bajo su cuidado”. La orden prohíbe que el centro opere, según una carta del departamento.

Weston dijo que el departamento continuará con la investigación después de que la escuela cierre.