Miley Cyrus sigue con la "tradición del escándalo" en los MTV VMA
Cyrus —quien tiene 20 años— no ha hecho nada que sus antecesores no hayan hecho antes.
26 agosto 2013
07:22 PM ET

Miley Cyrus sigue con la "tradición del escándalo" en los MTV VMA

Por Breeanna Hare

(CNN) — Cada ceremonia de premiación tiene su fama y los Video Music Awards de MTV portan orgullosamente la placa del escándalo.

Mientras que los Oscar son elegantes y los Golden Globes son bulliciosos, los Video Music Awards de MTV se concentran en superar los límites de lo que la cultura considera como “decente” y se regodean en la libertad juvenil (y sí, a veces inmadura).

Esta reputación se consolidó desde la primera transmisión de los VMA en 1984, cuando Madonna —quien entonces tenía 26 años— se retorcía en el escenario vestida de novia mientras cantaba Like a Virgin. En ese entonces, le dijeron que sus travesuras arruinarían su carrera, aunque de hecho ocurrió lo contrario. Ahora es uno de los momentos más famosos no solo de los VMA, sino de la legendaria carrera de la estrella que ahora tiene 55 años.

Incontables estrellas del pop y rockeros han seguido los pasos de Madonna y cada año trae consigo la promesa de una actuación más impactante que nunca.

Así que cuando Miley Cyrus tomó el escenario de los VMA el domingo y procedió a bailar provocadoramente (nada menos que con unos osos de peluche) antes de quitarse más prendas, ¿estaba cometiendo la ofensa de la que se le acusa en internet o simplemente seguía la tradición de 30 años de los VMA?

Con su striptease, Cyrus —quien tiene 20 años— no ha hecho nada que sus antecesores no hayan hecho antes. En 2000, Britney Spears no tenía aún 19 años cuando se arrancó un traje en los VMA y reveló una resplandeciente y ajustada prenda de cuerpo entero color piel.

Respecto al momento memorable, la cadena organizadora, MTV, señaló: “El striptease de Spears (sin mencionar los gemidos y el contoneo de la cadera) sirvieron como prueba de que Britney ya no era la estudiante del video Baby One More Time, sino una mujer madura y supremamente sexy”.

La cantante dio seguimiento a esa maniobra al bailar seductoramente con una serpiente en 2001. En 2003, como homenaje a la actuación original de Like a Virgin en los VMA, Spears y Christina Aguilera usaron vestidos de novia blancos durante su actuación. Y luego está el famoso beso de Spears y Madonna. Cuando esa escena volvió a arrojar a Spears al ojo del huracán, la estrella pop dijo a CNN que solo estaba “actuando y expresándome”.

¿Tenemos que recordarles la caótica interpretación de Lithium de Nirvana en 1992 o a Diana Ross tocando el pecho desnudo de Lil Kim en 1999? (Si necesitan que les refresquemos la memoria, recuerden que Lil Kim llevaba un leotardo color violeta que dejaba ver un seno que estaba cubierto solo con un adorno púrpura).

Howard Stern, Marilyn Manson, Prince y Lady Gaga (¡esta última en este mismo espectáculo!) han dejado sus traseros al aire ante los espectadores de MTV.

Ciertamente, la actuación de Cyrus se inspiró en todas las anteriores y las combinó para hacer una actuación que se robara el espectáculo.

Sin embargo, eso es más o menos lo que los VMA han sido históricamente: un sitio para excederse (fuera del alcance de la censura) y una plataforma para que las estrellas jóvenes muestren al mundo que ahora son adultas y que se sienten cómodas exhibiéndose ante el público y bailando vestidas con un traje de látex.

Sin embargo, la reacción contra Cyrus parece ser más agresiva que en años anteriores. Algunos espectadores estaban asombrados de que esta fuera la misma Cyrus que alguna vez fue la reina adolescente del canal de Disney y su programa de televisión Hannah Montana, mientras que otros estaban horrorizados con su provocadora actuación.

“¡Levanten la mano si se sienten víctimas de la actuación de Miley Cyrus en los #VMA”, publicó E! Online en Twitter.

“¿Creen que (el papá de Miley) Billy Ray Cyrus se levantó esta mañana con el corazón roto luego de la actuación de su hijita en los VMA de anoche?”, dijo Charles Kelly del sitio Lady Antebellum.

Judd Apatow publicó una foto de la cinta de Cyrus de 2012, So Undercover, y tuiteó que “siempre tendrá esta versión de Miley. Vivamos en el pasado y sanemos”.

La misma Cyrus ha guardado silencio acerca de su actuación y la abrumadora reacción, aunque quienquiera que haya puesto un poco de atención a la estrella no estaría demasiado sorprendido con su rutina.

Aunque saltó a la fama con Hannah Montana, papel que obtuvo cuando tenía solo 13 años, Cyrus siempre ha tenido una relación problemática con la imagen impecable que se esperaba que proyectara. A los 15 años, la cantante y actriz fue blanco de las críticas al posar topless para la revista estadounidense, Vanity Fair, en la que se la ve sujetando una sábana sobre su pecho mientras mira a la cámara.

Al año siguiente, Cyrus recibió críticas por su actuación en los Premios Teen Choice, en la que bailó encima de un carrito de helados —con todo y tubo— mientras cantaba su éxito, Party in the USA. El momento se volvió famoso como el “baile de tubo” de Cyrus. Tenía 16 años.

En los días que siguieron a su cumpleaños 18, en 2010, Cyrus estuvo sujeta a un mayor escrutinio cuando surgió un video en el que se la ve fumando de una pipa que al parecer estaba llena con salvia. Desde entonces, la atención solo ha aumentado ya que Cyrus ha tratado de hacer la transición de su época como estrella de Disney a estrella del pop madura y no ha faltado el llamativo corte de cabello ni la ocasional señal insultante con el dedo medio en las fotos.

Aunque sus críticos han manifestado la incomodidad que les provoca su comportamiento, Cyrus dijo que simplemente está siendo ella misma.

Al hablar con la revista Billboard de su nuevo álbum, Bangerz, dijo que siente que “realmente puedo ser yo misma… Realmente estoy más en contacto con quien soy y siento que ahora tal vez puedo expresar más eso a través de mi música”.

Básicamente estamos escuchando a Britney Spears 2.0. Las maniobras que Madonna y Spears ejecutaron en los VMA ya son parte indeleble de la historia de la cultura pop, momentos por los que es obligado ver los VMA después de 29 años. (Por ejemplo, el sitio BuzzFeed concibió 95 razones por las que “los VMA no son absolutamente nada sin Britney Spears”).

¿La actuación de Cyrus en 2013 correrá con la misma suerte? Es demasiado pronto para saberlo. Pero si el legado de los VMA de MTV sirve de ejemplo, ella expresará lo que quiera… nos guste o no.


Secciones: Celebridades • Entretenimiento • Música