(CNN Español) – Son muchos los que viven el amor por los caballos, pero los que están con ellos todos los días saben que es un trabajo arduo y sin descansos. Para capataces y peones, es algo que vale la pena hacer... más allá de ganar grandes premios.