Por Ray Sanchez y Shimon Prokupecz, CNN

(CNN) — Craig Spencer, el doctor de Médicos sin Fronteras, dio positivo por ébola, le dijo a CNN un funcionario policial que fue informado del caso.

Spencer, que regresó de África Occidental hace 10 días, fue aislado en un hospital de Nueva York y se le practicó una prueba para verificar si estaba infectado. El médico de 33 años, que trabaja en el Hospital Presbiteriano de Columbia, comenzó a tener fiebre, náuseas y dolor muscular el miércoles, dijo la autoridad.

El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, dijo que no hay razón para que los habitantes de la ciudad estén alarmados por este nuevo caso de ébola y reiteró que el virus no se transmite por el aire.

"Confío en que estamos haciendo lo que debemos hacer", dijo De Blasio.

El gobernador del estado de Nueva York, Andrew Cuomo, dijo que las autoridades han hablado con 4 personas que tuvieron contacto con el paciente.

Este jueves por la mañana, el hombre fue trasladado al Hospital Bellevue en Manhattan.

Los investigadores están tomando el caso con seriedad porque parece que el doctor no se aisló al momento de presentar los síntomas, sino que siguió teniendo contacto con personas.

La novia del doctor probablemente será aislada, ya que fue la persona con la que pasó más tiempo desde su regreso de África.

Un comunicado del Departamento de Salud de Nueva York dijo que los resultados de las pruebas preliminares del doctor, estarán listos en las próximas 12 horas.

Los Centros para la Prevención y Control de Enfermedades (CDC), enviaron a personal a Nueva York este jueves, y una prueba de sangre del médico será enviada a Atlanta para su análisis, le informó un funcionario que tiene conocimiento del caso a Elizabeth Cohen de CNN.

En un comunicado difundido este jueves, Médicos sin Fronteras confirmó que varios de sus integrantes regresaron recientemente de África Occidental, y la salud de su personal fue “monitoreada”.

El caso salió a la luz luego de que el Departamento de Bomberos de Nueva York recibiera una llamada poco antes del mediodía de este jueves, reportando una persona enferma en Manhattan.

El hombre fue trasladado al Hospital Bellevue, que está diseñado para el “aislamiento, identificación y tratamiento de potenciales pacientes con ébola”, en la ciudad.

“Como medida de prevención, desde este jueves, el equipo de detectives de enfermedades del Departamento de Salud, comenzaron de inmediato a rastrear a todas las personas que tuvieron contacto con el paciente, a fin de identificar a los riesgos potenciales”, destacó la dependencia de sanidad.

“Las probabilidades de que una persona de Nueva York se contagie de ébola son muy pocas”, refirió un comunicado del Departamento de Salud, añadiendo que la enfermedad se propaga por el contacto directo con los fluidos corporales de una persona infectada.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) informó el miércoles que 9.936 personas se han infectado con el virus del ébola, prácticamente todas en África occidental.

Los muertos por la epidemia más extendida y prolongada de ébola desde que se descubrió la enfermedad, hace cuatro décadas, totalizan 4.877 personas, indicó la institución en su sede en Ginebra.