(CNN Español) - Venezuela lidera la clasificación de las economías más miserables del mundo. La República Bolivariana de Venezuela ocupó en 2015 el primer lugar del infame listado elaborado por la agencia Bloomberg a partir de dos indicadores: inflación y desempleo.

Dados los problemas económicos que aquejan al país, todo parece indicar que volverá a hacer punta en 2016. El estudio prevé, en esta dirección, un aumento en los precios a los consumidores del 152 % y una tasa de paro promedio del 7,7 % para el año.

El podio de la clasificación 2016 lo completan Argentina y Sudáfrica. En el caso de la economía sudamericana, el mayor flagelo es la inflación, acentuada por años de desidia y falta de datos oficiales confiables. Para el país africano, el mayor desafío pasa, en cambio, por el incremento del desempleo.

Los cinco primeros (peores) lugares de la tabla los completan Grecia y Ucrania.

La crisis que tiene mal posicionada a Venezuela

Venezuela ha sufrido de forma grave por los bajos precios del petróleo. Su economía depende en gran medida de las exportaciones de petróleo para impulsar el crecimiento. Así, a medida que los precios del petróleo se han desplomado en los últimos dos años, también lo ha hecho la economía venezolana, que se encuentra ahora en una severa recesión.

El Fondo Monetario Internacional estima que la caída del producto interno bruto durante 2015 y 2016 será de casi 18%.

La economía de Venezuela se contrajo 7,1% en el tercer trimestre de 2015, según cifras del gobierno, y se ha encogido por siete trimestres consecutivos desde el inicio de 2014.

Venezuela obtuvo 75.000 millones de dólares por exportaciones de petróleo en 2014. Barclays proyecta que los ingresos petroleros de 2015 serán de 37.000 millones de dólares, 37% menos.

En medio de ese panorama, el FMI pronostica una tasa de inflación de 720% en Venezuela este año 2016.