(CNN) - Para el mundo de Occidente, es algo escandaloso.

Un Starbucks en Riad, Araba Saudita, tiene un letrero con una frase que dice: "Por favor, no hay acceso para mujeres".

El letrero fue puesto luego de que se cayera una pared del local que segregaba a familias y a personas solteras.

La solución temporal de la administración ha sido prohibirle la entrada a las mujeres.

El letrero completo dice: "POR FAVOR, NO HAY ACCESO PARA MUJERES. SÓLO ENVÍE A SU CONDUCTOR PARA ORDENAR. GRACIAS".

El mensaje fue notado por primera vez en las redes sociales este lunes cuando la tuitera llamada 'Manar M' envío este mensaje:

"Un Starbucks en Riad se negó a servirme porque soy una mujer. Me pidieron que enviara un hombre".

Otros comenzaron a tuitear el letrero y empezó a circular en Twitter, Facebook y otras redes sociales.

"Irreal. Starbucks en Arabia Saudita se niega a atender mujeres", tuiteó Muhammad Lila.

Manar M incluso comparó la prohibición a letreros de la segregación en Estados Unidos hace décadas.

Starbucks emitió el siguiente comunicado para CNN: "En Starbucks nos adherimos a las costumbres locales de Arabia Saudita proveyendo entradas separadas para las familias y para los solteros. Además, todas nuestras tiendas tienen comodidades iguales, servicios, menú y sillas para hombres, mujeres y familias".

"Estamos trabajando tan rápido como podemos para readaptar nuestra tienda en Jarir para que pueda darle la bienvenida a todos los clientes de acuerdo con costumbres locales", añade.