(CNN) - Una familia en Zimbabue descubrió la razón de sus problemas de auto.

No se trataba de mangueras rotas o de inyectores de gasolina defectuosos.

Los Mosterts, que viven en Karoi, quedaron impactados cuando descubrieron una enorme pitón enroscada bajo el capó de su vehículo justo encima del motor.

El video de Ben Mostert quitando la serpiente de su auto se volvió viral. En las imágenes, se puede ver cómo el hombre retira cuidadosamente la pitón tomándola alrededor del cuello para que no pudiera morderlo mientras su hijo de cinco años grita: "¡Es una cascabel! ¡Es enorme!"

Mostert y otro hombre llevan la pitón hacia un arbusto cercano y huyen rápidamente.

Un huésped no deseado

Lo gracioso es que no fue el primer encuentro de los Mosterts con esa culebra.

"Era la segunda vez que la habíamos capturado ese día", dijo el padre.

Afirma que la pitón ha hecho del hogar de su familia un lugar de residencia algo permanente. Cuando apenas se mudaron, la familia que vivía allí antes les advirtió que una enorme serpiente había devorado a varias ovejas.

Desde que los Mosterts llegaron a la casa, su gato desapareció.

Así que cuando Ben Mostert encontró la pitón este miércoles en el gallinero de la familia, la capturó y la llevó en una bolsa hacia un río a unos 10 kilómetros de su hogar, donde pensó que la culebra disfrutaría del lugar alejado de todo asentamiento humano.

Lo único que pasó es que el animal se arrastró de vuelta al auto. Trepó por la rueda delantera y se instaló en el radiador.

Mostert manejó despacio esperando que el animal se desenrollara y cayera al piso.

Eso nunca pasó.

Finalmente decidió parar el auto y revisar dónde estaba. Ahí fue cuando la encontró en el motor.

Mostert, un granjero, ha capturado muchas pitones antes, y sabe que esta dentro de su auto no será la última. Dice que las pitones son un problema, pues están protegidas por la ley en Zimbabue.