(CNN) - De todas las batallas contra ISIS, la operación para recuperar Mosul puede ser la más significativa.

Las fuerzas lideradas por Iraq han empezado lo que podría ser una ofensiva caótica y prolongada para tomar la segunda ciudad más grande de Iraq.

Habiendo perdido ya ciudades claves —como Tikrit y Ramada— Mosul es el último bastión de poder del grupo armado en el país. Es decir: liberar Mosul podría representar el principio del fin de ISIS en Iraq.

Esto es lo que hace a Mosul tan importante para ISIS y la región:

Mosul es inmensa

Mosul es la metrópoli más grande de Iraq después de Baghdad y ganar el control de esa ciudad fue una de las victorias estratégicas más significativas de ISIS.

Cuando el grupo terrorista tomó el control de Mosul en junio de 2014, también quedó controlando más de 2,5 millones de personas a las que el grupo ha sometido a horrores: decapitaciones públicas, han arrojado a hombres homosexuales desde lo alto de los edificios, encarcelado a hombres que no se dejaron crecer la barba y a mujeres que no usan ropa islámica como burkas.

Ha habido un éxodo masivo en los últimos dos años y hoy en día cerca de un millón de personas permanece en la ciudad.

Su cercanía con campos de petróleo clave

Un hombre Iraquí camina cerca de una columna de humo que sale de los pozos de petróleo incendiados por ISIS antes de huir de la región productora de crudo de Qayyarah en agosto 30 de 2016.

Un hombre Iraquí camina cerca de una columna de humo que sale de los pozos de petróleo incendiados por ISIS antes de huir de la región productora de crudo de Qayyarah en agosto 30 de 2016.

La ubicación de Mosul es increíblemente importante. Es una ciudad clave de comercio que no está lejos de las fronteras de Siria y Turquía. Arrebatarle Mosul a ISIS podría limitar significativamente el movimiento de combatientes, armas y suministros.

La ciudad está ubicada cerca de uno de los más importantes campos de petróleo, así como de un oleoducto que le presta servicio a Turquía. Asegurar esos campos podría reforzar la economía de Iraq. También podría golpear fuertemente las finanzas de ISIS pues se sabe que el grupo armado vende petróleo ilegalmente para financiar sus operaciones.

Mosul es la ‘capital cultural’ de ISIS

El líder de ISIS Abu Bakr al-Baghdadi dirigiéndose a los fieles en una mezquita en Mosul.

El líder de ISIS Abu Bakr al-Baghdadi dirigiéndose a los fieles en una mezquita en Mosul.

Mosul es el lugar donde el líder de ISIS, Abu Bakr al-Baghdadi declaró el califato de ISIS, un área comandada por el gobierno islámico bajo un califa, que es visto como el sucesor del profeta Mahoma.

Según Fawaz Gerges, autor del libro “ISIS: Una Historia”, Mosul es la joya de la corona en el llamado califato y ha sido considerada como la “capital cultural” desde que Baghdadi hizo la declaración.

Mosul tiene una crisis humanitaria épica

El brutal rol de ISIS en Mosul ha forzado a cientos de miles personas a dejar la ciudad. Muchos viven en campos de desplazados.

El brutal rol de ISIS en Mosul ha forzado a cientos de miles personas a dejar la ciudad. Muchos viven en campos de desplazados.

El control de Mosul por parte de ISIS ha aportado tremendamente a la crisis de refugiados, pues cientos de miles de personas han salido de la ciudad y son ahora desplazados internos o viven en tierras extranjeras.

Para asegurar la ciudad, el gobierno de Iraq debería ser capaz de empezar a enfrentar la crisis humanitaria y aliviar el flujo de refugiados a países vecinos y de más allá.

No es claro cómo será Mosul una vez sea liberado

Vencer a ISIS en Mosul sólo es la mitad de la batalla. Si las fuerzas iraquíes son exitosas en la ofensiva, Baghdad tendrá que mantener la ciudad, reconstruir su infraestructura y probar que puede gobernarla efectivamente. De otra manera volverá al punto de partida.

A juzgar por los esfuerzos para reconstruir Tikrit y Ramada, podría haber una pequeña causa de optimismo, le dijo Gerges a CNN. Pero señaló que la gran inversión de Estados Unidos en esta operación en particular incrementa las oportunidades de que una reconstrucción en Mosul sea exitosa.

Lo que pasará con las minorías étnicas y religiosas si la operación es exitosa es una de las más grandes incógnitas de esta batalla.

ISIS ha atacado a los pueblos asirios, armenios, turkmenos, curdos, yazidís, shabakis y muchos otros, y liberar Mosul podría permitir que esas comunidades minoritarias regresen a la ciudad. Muchos de estos pueblos han vivido allí durante siglos y son vitales para el tejido social del estado iraquí.

Pero repartir el poder y el territorio a los diferentes grupos sin duda será complicado.

Hasta 2014, cuando ISIS ganó el control de Mosul, la ciudad fue considerada el centro de la Iglesia Asiria del Este, ya que alberga las tumbas de varios profetas del antiguo testamento, incluyendo la de Jonás. Muchos de esos sitios históricos han sido destruidos y los cristianos han sido perseguidos o asesinados.

Ben Wedeman y Angela Dewan de CNN contribuyeron a este reporte.