(CNN) - Después de pagar 150 dólares por un contenedor de almacenamiento en una subasta en Long Island, un hombre descubrió algo que lo dejó paralizado del miedo: dos congeladores llenos con 40 gatos muertos.

“Algunos estaban encima, otros estaban adentro”, aseguró el hombre, que dijo llamarse Carlos, a la afiliada de CNN, WABC.

Un gato despellejado estaba sobre la tapa de aluminio.

American Self-Storage, la compañía que llevó a cabo la subasta, contactó de inmediato a la Policía y a la Sociedad Americana para la Prevención de la Crueldad con los Animales (ASPCA, por sus siglas en inglés).

Ya está en marcha una investigación por el macabro descubrimiento.

La ASPCA aseguró que hará necropsias para determinar cómo murieron los gatos, pero se tardará varios días en ello, entre otras cosas porque primero debe descongelar sus cuerpos.

El contenedor de almacenamiento fue puesto en subasta por la American Sefl-Storage luego de que su antiguo dueño dejara de pagar por su alquiler en julio pasado.

“La compañía Self-Storage no examina las cosas que los que alquilan los depósitos guardan en ellas, así como los propietarios de apartamentos no estudian cada cosa que los inquilinos llevan al lugar que arriendan”, aseguró la empresa en un comunicado.

“Sin embargo, nos unimos en este sentimiento de desconcierto por el maltrato a los animales y, mediante este gesto de apoyar a una organización que protege los derechos de los animales, exhortamos a todo el mundo a ser delicado y a querer a todas las criaturas con las que compartimos espacio en la tierra”.

La Policía está buscando al hombre de 66 años que alquiló el depósito en el 2014.