(CNN Español) - El presidente de Bolivia, Evo Morales, dijo este miércoles que su país tiene una propuesta sólida para presentar ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya, con la que “demolerá” la versión de Chile en el pleito de los dos países por la salida al mar.

Morales se reunió en La Haya, el pasado 14 y 15 de febrero, con el equipo jurídico internacional que trabaja en la réplica que presentará Bolivia el 21 de marzo ante el tribunal internacional por este caso, según informó la Cancillería de Bolivia en un comunicado.

Ese documento recoge los detalles jurídicos y razones históricas con las que el Estado boliviano justificará que Chile  está en la obligación “de negociar el retorno soberano de Bolivia al océano Pacífico”, dice la Cancillería.

"La reunión era justamente para revisar detalles para la réplica correspondiente sobre temas históricos, jurídicos y técnicos, y sobre todo una propuesta para demoler la contramemoria de Chile”, dijo Morales en una rueda de prensa en La Paz, este miércoles, según cita la Agencia Boliviana de Información, ABI.

En su cuenta de Twitter, el mandatario dijo que la réplica de la contramemoria de Chile “está lista” y resaltó su “sólido equipo jurídico” a cargo del caso. Además dijo que los tribunales internacionales “son la mejor vía de solución para nuestras diferencias, en paz, justicia y verdad”.

Morales se negó a dar detalles de la estrategia de Bolivia, pero dijo que confía en los tribunales internacionales para resolver esta demanda.

¿En qué va la demanda?

Bolivia interpuso una demanda contra Chile, en abril de 2013, ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya para obligar a ese país a que negocie una salida soberana al mar para Bolivia.

Pero Chile cuestionó la competencia de este tribunal internacional para dirimir ese caso y dijo que la pretensión de Bolivia apuntaría a modificar el tratado que ambos países alcanzaron en 1904, luego de la llamada Guerra del Pacifico de 1879, en la que Bolivia perdió su acceso al mar.

En septiembre de 2015, la Corte Internacional de Justicia aceptó estudiar la demanda de Bolivia y Santiago y La Paz empezaron un juicio cuya segunda etapa está a punto de comenzar.

La primera fase fue la entrega de la memoria por parte de Bolivia ante la Corte de La Haya, en abril de 2014, a la que Chile respondió con una contramemoria, en julio de 2016, en la que se adjuntaron argumentos "factuales, jurídicos e históricos que fundamentan por qué Chile no tiene la obligación de negociar lo solicitado por Bolivia", según la Cancillería de Chile.

 

Segunda fase

Bolivia tiene plazo hasta el 21 de marzo para entregar la réplica a la contramemoria de Chile. Después, Chile tendrá plazo hasta el 21 de septiembre para presentar una “dúplica” o respuesta a lo que Bolivia haya presentado, según informa la Cancillería de ese país en su página web. Esta etapa es escrita.

El 11 de enero de este año, el canciller Heraldo Muñoz y los agentes de Chile en La Haya —Claudio Grossman y el Alfonso Silva— se reunieron en el Palacio de La Moneda con la presidenta Michelle Bachelet para informarla sobre el estado actual de la demanda de Bolivia, reportó la Cancillería de Chile.

“El Agente ha indicado que tendremos reuniones tanto en Chile como en el exterior de aquí a septiembre, que es cuando Chile tendría que presentar su argumentación escrita en respuesta a lo que entregue Bolivia”, dijo el canciller Heraldo Muñoz en declaraciones citadas por el Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile.

Una vez concluya la etapa fase escrita, la Corte Internacional de Justicia dará inicio a la etapa oral de alegatos en la que escuchará a ambas partes y más adelante, dictará sentencia.

En septiembre de 2015, la CIJ recordó en un comunicado que los fallos de ese organismo son vinculantes, por lo que “las partes involucradas no pueden apelar”.