(CNN Español) - A partir de este lunes miles de empleados públicos de la rama ejecutiva de El Salvador modificaron sus horarios laborales: entrarán una hora más tarde con el fin de aliviar el tráfico vehicular en San Salvador, según la presidencia de ese país.

Los empleados del Gobierno —que trabajan en las diferentes secretarías— entran desde este 17 de julio a las 8:30 a.m. y salen a las 4:30 p.m., con el horario de almuerzo entre 12:00 y 12:40. Usualmente entraban a las 7:30 a.m. y terminaban su jornada laboral a las 3:30 p.m.

Foto de archivo. Waze publicó el Índice de Satisfacción de los Conductores a nivel global y El Salvador tuvo 2,8 puntos sobre 10. (Crédito: Pedro PARDO/AFP/Getty Images)

Esta medida afectará a 82.000 de los 176.000 empleados públicos que trabajan en diferentes entidades del Estado en San Salvador, dice la presidencia, pero no acoge a entidades como hospitales, Policía Nacional Civil, Ejército, instituciones autónomas, Ministerio Público y empleados de la rama legislativa.

Esta medida busca ampliar la hora de mayor congestión en las vías, que anteriormente se centraba entre las 6:15 y las 7:15, hasta las 8:15 de la mañana, según el viceministro de Transporte, Nelson García.

“En vez de que en ese espacio de tiempo todos los vehículos estén a las arterias, lo estamos diluyendo para que esta hora pico pueda ser entre las 6:15 y también las 8:15 de la mañana, lo cual va a permitir que el mismo número de vehículos transiten en el día, pero de forma diferenciada en horario”, dijo el viceministro en un comunicado de la presidencia.

Una leve mejoría

Medios locales como El Salvador.com reportaron en la mañana de este lunes que “los congestionamientos no disminuyeron porque la enorme carga vehicular fue la misma”.

En Twitter algunos ciudadanos también reportaron pocos cambios de movilidad en la mañana de este lunes, cuando recién se empezó a aplicar esta medida.

Edwin Flores, director general de Tránsito de El Salvador, reportó una mejoría “leve” en el tránsito y se mostró optimista con la implementación de esta medida.

“Hemos logrado identificar una mejora leve, pero sí han mejorado en alguna medida aquellas principales arterias que son las que a diario se ven más afectadas”, le dijo Flores a CNN en Español.

Según él, en promedio los tiempos de movilidad en el área metropolitana de San Salvador mejoraron entre un 15 y 20%.

“Hay que tener en cuenta que es el primer día y que siempre existen algunas eventualidades como un carro quedado, un accidente, que generan algún perjuicio y en estos casos se ve minimizado el beneficio que se puede obtener”, agregó Florez.

Otros problemas

El cambio de horario para los 82.000 funcionarios de la rama ejecutiva no genera un cambio de 180 grados en la movilidad capitalina. En eso coincide el director de Tránsito.

Según Flores, los problemas de movilidad de la ciudad no solo tiene que ver con la cantidad de personas que se movilizan en horas pico, sino con problemas estructurales como el aumento del parque automotor en la última década y una evolución lenta de la red de vías principalmente en la zona metropolitana de San Salvador.

Además, las autoridades estiman que un 62% de los trabajadores estatales tienen vehículo particular, dijo Flores.

“En ningún momento hemos dicho tampoco que esto se constituya como la panacea en el problema de tráfico en el país”, dijo Flores. “Nuestro problema de tráfico es estructural, pues tenemos arterias sumamente reducidas, y el parque vehicular se ha venido aumentando en los últimos 12 años más de un 100%”.

Según un estudio sobre movilidad en las ciudades publicado por Waze en 2016, El Salvador quedó clasificado como el peor país del listado global —y de la región— para conducir.

En el ranking de las ciudades donde los conductores están menos satisfechos a la hora de conducir, San Salvador ocupó el puesto 184, superando a ciudades como Bogor, Indonesia y Cebú, Filipinas, que fueron las peores calificadas en ese estudio.

En la encuesta se midieron en una escala de 1 a 10 —donde 10 representa una satisfacción total de los conductores— los siguientes factores:

– La frecuencia y gravedad del tráfico.
– La calidad de la infraestructura vial.
– La seguridad del conductor basada en la frecuencia de accidentes, peligros en la vía y los servicios que tienen los conductores en el camino.
– La ubicación de estaciones de servicios y la disponibilidad de lugares de estacionamiento.
– El factor socioeconómico basado en el poder de adquisición de un automóvil, y el impacto del precio del combustible.

En total tanto El Salvador, como su capital, San Salvador, obtuvieron 2,85 puntos en la escala global. Es decir, total insatisfacción de los conductores a la hora de manejar.