(CNN) - Hablando frente a la Asamblea General de las Naciones Unidas este martes, el presidente de EE.UU., Donald Trump, no ahorró sus calificativos para referirse a la situación de Venezuela.

La crisis en ese país fue uno de los focos de su intervención. El presidente habló de los esfuerzos de su gobierno para imponer más sanciones al régimen del presidente de Venezuela Nicolás Maduro.

Trump dijo que Maduro llevó a "una nación que fue próspera al borde del colapso total".

"La dictadura socialista de Nicolás Maduro ha causado terrible dolor y sufrimiento a las buenas personas de ese país", dijo Trump.

"El régimen corrupto destruyó una nación próspera imponiendo una ideología fallida que ha producido pobreza y miseria en todos los lugares en los que se ha probado".

Repitió lo que ya había dicho este lunes, que EE.UU. está "preparado para tomar acciones" contra el régimen de Maduro.

La presidenta de la Asamblea Nacional Constituyente, Delcy Rodríguez, reaccionó al discurso de Trump diciendo que el presidente había amenazado con "más guerra" y que era un "gran desafío".

"Se paró el jefe del imperio en las Naciones Unidas a amenazar al planeta con más guerra. A decir que tiene el ejército más poderoso del planeta y a amenazar con la guerra nuclear a la humanidad. Se atrevió también a amenazar a Venezuela. Es un gran desafío lo que ha ocurrido en las Naciones Unidas. Porque las Naciones Unidas está creada para garantizar la paz, la estabilidad y la seguridad internacional pero el discurso del presidente del Estados Unidos de hoy ha significado todo lo contrario", afirmó.

Rodríguez dijo que Trump había amenazado la paz, estabilidad y seguridad internacional.

"Pero también a nosotros nos parece muy curioso que un presidente que llegó a la presidencia sin tener el voto popular acuse a Venezuela de ser una dictadura. Vamos a empezar a respetarnos porque si vamos a hablar de democracia tiene mucho que decir", añadió.

La Casa Blanca anunció el 25 de agsoto que el presidente Donald Trump firmó un decreto imponiendo nuevas sanciones a Venezuela.

La acción les prohíbe a los bancos de EE.UU. comprar nuevos bonos del gobierno venezolano y su compañía estatal petrolera PDVSA. La orden también limita las transacciones con bonos existentes que sean propiedad del sector público venezolano.

"No nos quedaremos viendo mientras Venezuela se desmorona", dijo la Casa Blanca en el comunicado.

“Por qué nos quieren agredir por la economía cuando el presidente Maduro hace más de dos años hablaba de la guerra económica no se le entendían, no le comprendían a que se refería, bueno aquí está, se están quitando las caretas, sanciones y más sanciones contra Venezuela desde los centros imperiales creen que asfixiando la economía de Venezuela, el pueblo de Venezuela", dijo la presidente de la Asamblea Nacional, Delcy Rodríguez sobre las sanciones.

"No conocen a este pueblo no saben de qué estamos hechos los venezolanos y las venezolanas, estamos hechos de amor pero también de firmeza cuando se trata de defender la patria y nosotros aquí frente a nuestro libertador lo hemos jurado y lo juraremos por siempre cada minuto defender a Venezuela de cualquier tipo de amenaza imperial”, añadió.

El canciller de Venezuela Jorge Arreaza reaccionó desde la ONU.

"Las de hoy son las peores sanciones a Venezuela en 200 años", dijo.

El Departamento del Tesoro ya había emitido una amplia gama de sanciones contra el presidente de Venezuela Nicolás Maduro y varios de sus funcionarios después de que se instalara la Asamblea Nacional Constituyente.

Poco después, el Departamento del Tesoro congeló todos los bienes de Maduro sujetos a la jurisdicción de EE.UU. y les prohibió a sus ciudadanos que hicieran transacciones con él.

Además de Maduro, 13 otros funcionarios han sido sancionados.

Maduro es el cuarto mandatario sancionado por Estados Unidos: se suma a la lista compuesta por Kim Jong-un (Corea del Norte), Robert Mugabe (Zimbabwe) y Bashar al Assad (Siria).

Maduro cuestionó las razones de las sanciones en su contra a principios de este mes. "¿Por qué se me sanciona? Porque soy capaz de decir las verdades de las persecuciones contra los pueblos mexicano y latinoamericanos por parte del gobierno de Donald Trump, y la deportación, expulsión y abuso y tortura de miles de latinoamericanos", dijo.

El decreto estipula que todas las transacciones de una persona en EE.UU. o de un estadounidense con el gobierno o PDSA estarán prohibidas, como adquirir nuevas deudas de más de 90 días con PDVSA, nuevas deudas con más de 30 días o comprar acciones del gobierno de Venezuela.

Con información de Jeremy Diamond

La dictadura socialista de Nicolás Maduro ha causado terrible dolor y sufrimiento a las buenas personas de ese país

Trump