CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Mundo

Los bombardeos minan las esperanzas de paz en Siria

Por CNN en Español

(CNN) — El plazo para que las tropas sirias se retiren de las ciudades llegó y se fue la mañana de este martes sin reportes de algún cambio en la crisis que ha durado más de un año y que ha matado a miles de personas. Pero algunos de los opositores al régimen de Bachar al Asad señalaron que los estragos aún continúan.

Al menos 12 personas, entre ellos tres niños, murieron en un ataque con misiles y morteros en la ciudad sitiada de Homs, según los Comités de Coordinación Local de Siria.

Un activista de la oposición en esta ciudad occidentel dijo que los bombardeos recientes se dieron en dos barrios en la mañana de este martes.

“Los tanques golpearon el barrio al-Qusoor. Así que ningún tanque salió de allí”, dijo el activista, identificado como Omar por razones de seguridad. “La situación humanitaria se deteriora día a día. Ayer salí a buscar comida y no pude encontrar ninguna tienda abierta en nuestra área”.

Más al norte, las fuerzas del presidente Bachar al Asad también atacaron la ciudad Maarei, en la provincia de Alepo, dijeron dos grupos de la oposición.

“Las fuerzas de seguridad sirias están bombardeando Maarei por aire y tierra usando artillería pesada”, dijeron los Comités de Coordinación Locales de Siria este martes por la mañana.

Otro grupo de la oposición, el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, dijo que las fuerzas de Al-Assad estacionadas en las afueras de Maarei estaban bombardeando la ciudad.

“Hasta el momento, no se han documentado la retirada o movimientos de las fuerzas de seguridad sirias a pesar de la calma que se ve en la mayor parte (del país)”, dijo el grupo este martes.

Sin embargo, el ministro de Exteriores sirio, Walid Moallem señaló que el gobierno ha tomado medidas para cumplir con el plan de paz presentado por Kofi Annan, enviado especial de la ONU y la Liga Árabe.

“Hicimos retirar algunas unidades militares de algunas provincias, de conformidad con la letra C del plan de Annan”, dijo Moallem, tras reunirse con el ministro de Asuntos Exteriores de Rusia en Moscú este martes. “Y se le permitió la entrada a más de 28 estaciones de medios de comunicación desde el 25 de marzo… desde que Siria estuvo de acuerdo con el plan de Annan”.

Horas antes de la fecha marcada, los informes sobre las matanzas dejaban dudas a los líderes mundiales sobre las promesas del régimen.

“Si el gobierno sirio una vez más se niega a cumplir sus compromisos, hacer promesas y romperlas mientras siguen las muertes, entonces creo que será claro para todos que no hay perspectivas de solución diplomática”, dijo este lunes Susan Rice, embajadora de Estados Unidos ante las Naciones Unidas. “Todavía tenemos la esperanza de que eso sea posible, todavía queremos dar una última oportunidad, pero no creo que nosotros, ni nadie, es particularmente optimista”.

La semana pasada, funcionarios diplomáticos dijeron que el gobierno sirio acordó que el 10 de abril sería la fecha límite para retirar las tropas de las ciudades. El acuerdo se produjo después de que Siria aceptó un plan de paz presentado por Kofi Annan, el enviado especial de la ONU y la Liga Árabe.

Annan también ha pedido tanto las fuerzas gubernamentales y los rebeldes “pongan fin a todas las formas de violencia” para la mañana del siguiente jueves.

Pero el lunes, la violencia pareció intensificarse, e incluso se extendió a Turquía y Líbano.

Al menos 160 personas murieron en Siria este lunes, de acuerdo con los Comités de Coordinación Locales de Siria, una red de activistas de la oposición. Esa cifra fue el doble al número de muertos del domingo pasado.

Un posible estancamiento en un alto el fuego

Dos días antes de la fecha límite, Siria negó haber acordado una retirada unilateral.

Jihad Makdissi, vocero de la cancillería, dijo que la nociones de que Siria se había comprometido a retirar sus tropas de las ciudades eran “una interpretación errónea”, informó la agencia estatal de Siria, Arab News.

El régimen no se comprometió a sacar sus fuerzas sólo para que “grupos terroristas armados” ataquen, dijo Makdissi, quejándose de que Annan “no ha ofrecido garantías por escrito al gobierno sirio de que los grupos armados acordaron detener la violencia, ni ha ofrecido garantías de que Qatar, Arabia Saudita y Turquía se comprometen a dejar de financiar y armar a grupos terroristas”.

Esos gobiernos han negado tales acusaciones de Siria.

El régimen sirio siempre ha culpado de la violencia en el país a “grupos terroristas armados”, pero muchos líderes del mundo han dicho que el gobierno está tomando medidas enérgicas contra los disidentes que buscan una verdadera democracia y la expulsión de Bachar al Asad, cuya familia ha gobernado Siria durante 42 años.

Los rebeldes, incluyendo los desertores de las fuerzas de al Asad, han tomado las armas, pero su fuerza a menudo palidece en comparación con las tropas mejor equipadas del régimen.

“No podemos dejar nuestras armas hasta que se retire el régimen de las ciudades”, dijo Odah de Estambul. “Nosotros no empezamos el asesinato en masa. El régimen comenzó. Tiene que dejar de matar, y automáticamente se detendrá”.

La búsqueda de un alto el fuego al parecer ha llegado a un punto muerto, ya que tanto el régimen como los combatientes rebeldes se niegan a dar marcha atrás hasta que la otra parte lo haga en primer lugar.

La crisis llega a Turquía y el Líbano

Aunque la violencia ha provocado la llegada de miles de refugiados a la vecina Turquía durante varios meses, este lunes, fue la primera vez en el conflicto sirio que la violencia cruzó la frontera.

El primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, dijo este martes que Siria claramente ha cometido una violación de la frontera y que los funcionarios “conducen la diplomacia con los países de la región y pronto se tomarán las medidas necesarias”, informó la agencia de noticias. Turca Anadolu

Erdogan también aseguró que Turquía no dará la espalda a los refugiados sirios.

“Se puede ver claramente cómo las personas están huyendo de Siria. Están huyendo de la muerte. No podemos cerrar nuestras puertas a estas personas”, dijo Erdogan, según Anadolu. “Si las puertas se cierran, estarán perdidos. Este escenario es inaceptable”.

Annan llegó a Turquía este martes para visitar los campamentos de refugiados sirios en la provincia de Hatay, cerca de la frontera con Siria.

Selcuk Unal, un portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Turquía, dijo que los disparos transfronterizos hirieron a dos sirios y a un funcionario turco en el campamento de refugiados de Kilis.

Yusuf Odabas, gobernador de Kilis, dijo a CNN Turquía que 13 sirios heridos fueron llevados a través de la frontera, dos de ellos murieron.

SANA, la agencia de noticias estatal de Siria, no hizo ninguna mención inmediata del incidente.

En la frontera occidental de Siria con el Líbano, un camarógrafo de la red de la televisión libanesa Al-Jadeed murió y un periodista resultó herido, de acuerdo a la agencia estatal de noticias libanesa NNA.

Al-Jadeed, dijo que el camarógrafo Ali Shaaban “murió después de que la tripulación del vehículo de noticias fue atacada por tropas del ejército de Siria, mientras se encontraba en el norte de Líbano, frontera con Siria”.

El reportero y un segundo camarógrafo tuvieron que arrastrarse por los campos durante dos horas hasta que fueron rescatados por los residentes de Wadi Khaled, dijo Ahmed Wehbe de Al-Jadeed.

Al-Jadeed tradicionalmente ha apoyado al régimen del presidente de Siria Bachar al Asad. Pero Wehbe dijo que la cadena culpa a los militares sirios por el ataque “porque esa zona está bajo el control total del ejército sirio”.

SANA dijo que el incidente en la frontera libanesa se sucedió “cuando el puesto de control de frontera con Siria fue objeto de un intenso tiroteo por parte de grupos terroristas armados”.

El informe de SANA también expresó sus condolencias a la familia del camarógrafo, de sus colaboradores y a Al-Jadeed.

Informes de horror y las ejecuciones crecen

En medio del conflicto, grupos de derechos humanos han trabajado a detalle lo que describen como horrores llevados a cabo por el régimen de Al Asad.

Un informe de Human Rights Watch dio a conocer “más de una docena de incidentes (de ejecuciones) dejaron al menos 101 víctimas desde finales de 2011, muchos de ellos en marzo de 2012”.

“En un desesperado intento de aplastar el levantamiento, las fuerzas sirias han ejecutado a sangre fría a personas , civiles y combatientes de la oposición por igual”, dijo Ole Solvang, investigador de emergencias para el grupo de derechos humanos. “Ellos lo están haciendo en pleno día y delante de testigos, evidentemente no consideran alguna rendición de cuentas por sus crímenes”.

Más de 600 personas han muerto desde que el gobierno sirio anunció su intención de cumplir la fecha límite pactada para retirar sus fuerzas de las ciudades, de acuerdo con activistas de la oposición.

CNN no puede verificar independientemente los informes de violencia y las muertes, ya que el gobierno ha restringido severamente el acceso de los medios de comunicación internacionales.

Las Naciones Unidas estiman que la violencia en Siria ha matado al menos a 9.000 personas. La LCC pone la cifra en más de 11.000.

Amir Ahmed, Ivan Watson, Yousuf Basil, Holly Yan, Salma Abdelaziz y John King contribuyeron con este reporte