Cumbre de la OTAN inicia en medio de protestas y tras un atentado frustrado
Fuertes medidas de seguridad se tomaron para la cumbre de la OTAN en Chicago, Estados Unidos. Más de 500 manifestantes protestaron el sábado.

Por Elise Labott y Mike Mount, CNN

(CNN) – Se espera que la retirada de Afganistán sea discutida por el presidente de Estados Unidos Barack Obama y por otros líderes mundiales en su encuentro durante la cumbre de la OTAN en Chicago.

Con un telón de fondo de protestas masivas –y de un plan terrorista frustrado cuyos objetivos eran Obama y otros funcionarios- la cumbre iniciará con el intento de los países de la OTAN de encontrar una manera de cumplir con el retiro de 2014 de una guerra impopular mientras apoyan a las fuerzas de seguridad de Afganistán.

La seguridad durante la cumbre va a ser estricta tras el arresto de tres hombres, descritos por las autoridades como anarquistas, que planeaban atacar la sede de campaña de Obama en Chicago y que lanzaron bombas molotov a la policía.

La policía insiste que no hay amenazas inminentes contra los líderes de más de 50 naciones que se reúnen en la cumbre.

Se espera que los líderes adopten formalmente una agenda para programar la transición en la seguridad de la Fuerza Internacional de Asistencia para la Seguridad de la OTAN (ISAF por sus siglas en inglés) a las fuerzas afganas, le dijeron altos funcionarios del gobierno de Estados Unidos a CNN.

Los funcionarios, que hablaron en condición de anonimato, dijeron que el plan también contempla el entrenamiento de la OTAN a las tropas afganas y su papel de asesoría después de 2014.

Uno de los temas claves que será considerado por los líderes en la OTAN es definir quién financiará el fortalecimiento de las fuerzas afganas una vez la ISAF haya retirado a sus tropas. Las fuerzas de seguridad de Afganistán tendrían 350.000 miembros para 2015, según el analista de seguridad de CNN Peter Bergen.

El presidente afgano Hamid Karzai, que asiste a la cumbre junto con el presidente pakistaní Asif Ali Zardari, sólo puede cubrir una parte del costo de fortalecimiento de las fuerzas de su país, que para 2014 sería de 4.000 millones de dólares anuales, dijo Bergen.

Se cree que el nuevo presidente de Francia, François Hollande, anunciará en la cumbre el retiro de las tropas francesas para final de año.

Otro asunto clave en la cumbre es el bloqueo impuesto por Islamabad al transporte de los suministros de la OTAN a Afganistán por las vías de Pakistán.

Pakistán cerró las rutas terrestres después de que un ataque aéreo de la OTAN en noviembre matara a 24 de sus soldados. La OTAN insiste en que el incidente fue un accidente.

Es poco probable que Estados Unidos y la OTAN lleguen a un acuerdo con Pakistán durante la cumbre, según dijeron dos altos oficiales estadounidenses, que hablaron en condición de anonimato debido a que no están autorizados a hablar al respecto.

“No hay acuerdo, y no habrá uno hasta que el presidente Zardari regrese” a Pakistán, dijo uno de los funcionarios. “Incluso eso no está asegurado”.

El objetivo, dice el funcionario, “es conseguir un acuerdo. Es menos importante la fecha”.

Sin el acuerdo, Obama no se reuniría con Zardari en la cumbre, dijeron los funcionarios. Ambos mandatarios discutirán Karzai sobre la reconciliación política en Afganistán. El apoyo de Pakistán para conseguir una negociación con los talibán es visto como un factor crucial para terminar con la guerra en Afganistán.

Afuera de la cumbre, las autoridades de Chicago esperan enfrentarse a numerosas protestas.

El sábado, en la víspera de la cumbre, manifestantes del movimiento Occupy Chicago acusaron a la policía de arrollar a uno del grupo con una patrulla. Un video, publicado en internet por un manifestante y reproducido por un medio noticioso, parece mostrar al vehículo policial atropellando a un manifestante.

Pero un vocero del alcalde de Chicago Rahm Emmanuel dijo que el conductor del vehículo respondía a un ataque del manifestante.

“El individuo estaba atacando al vehículo y tratando de rajar sus neumáticos con un cuchillo mientras avanzaba a través de una multitud”, le dijo a CNN el vocero Bill McCaffrey.

El funcionario dijo que la persona consiguió rajar las llantas y que después huyó.

Greg Morrison y Chelsea J. Carter contribuyeron a este informe.