"Dentro del centro comercial había muchos niños llorando abrazados a sus madres"

(CNN)– Los empleados del centro comercial, donde tres personas murieron en un tiroteo el sábado describen lo ocurrido en medio de una gran confusión. Uno de ellos explicó a CNN que el tiroteo comenzó cerca de la zona de comidas en el segundo piso, al final de la mañana, y que los compradores y los trabajadores corrieron asustados en busca de refugio."Nadie sabía lo que estaba pasando. En el mundo de hoy en día en cuanto se oyen disparos, se echa a correr", explica un empleado del centro comercial a CNN.

"Creo que el tirador llevaba un rifle", explicó uno de los empleados, que sólo quiso ser identificado como KT.

A los disparos les siguieron los gritos y los gritos de los niños y adultos que huían hacia la cubierta, dijo el empleado. "Muchos de los niños estaban llorando , y las madres se aferraban a ellos muy fuertemente" dijo. "Yo no estaba preocupado por mí. Sólo intentaba comprobar que todo el mundo estaba bien".

Una vez que cesaron los disparos, los miembros del equipo SWAT se trasladaron de tienda en tienda.

"Fue una locura", dijo KT, que hizo una foto de un muro acribillado a balazos cerca de la escena del crimen. "Es una de esas cosas que se ven en la televisión, pero uno nunca espera que le vaya a ocurrir a él".

Colin Reedy, otro empleado, dijo que escuchó un par de balazos y pensó que eran martillazos o ruido de obras. Luego, hubo varios episodios de pánico y la gente gritando y dispersándose por todas partes, dijo.

El gerente de la tienda donde trabaja Reedy cerró la puerta principal, dijo. Cuando un oficial de policía, sin uniforme, llegó a la puerta después de decir que el centro comercial había sido asegurado, los trabajadores no le creían.

Laura Mckindles, otra empleada del centro comercial, dijo a la cadena afiliada a CNN, WJLA, que escuchó ocho disparos."Nunca he vivido nada como esto en mi vida", dijo. "Yo estaba allí hablando con un cliente y me puse a escuchar todo esto estruendo procedente del patio de comidas ... y la gente empezó a correr y me dijeron que había alguien ahí abajo con un arma".