'Selfie stick', el regalo más popular que los estadounidenses no recibirán esta Navidad

Por Lisa Respers France, CNN

(CNN) - En serio, ¿cómo es que esto no es popular en Estados Unidos?

Según el Daily Mail, los 'selfie sticks' o palos para autorretratos son el regalo imprescindible esta temporada en Gran Bretaña. La varilla se utiliza para extender los teléfonos con cámara a casi un metro de distancia, lo que permite a los usuarios tomar selfies de grupos, hacer tomas panorámicas y similares. Miles de estos accesorios ya han sido adquiridos en el Reino Unido.

Esto no es de extrañar, dado que el 2014 es el año de la selfie... al menos, de acuerdo a Twitter.

Las varillas para selfies aparecieron primero en Asia y, según el Daily Mail, adquirieron popularidad entre los aficionados a los deportes extremos, quienes empezaron a utilizarlas como una forma de captar imágenes de ellos mismos en acción.

El Daily Mail informó que "el accesorio más básico es simplemente un tubo extensible, lo que significa que quien toma la selfie debe programar el temporizador del celular para poder tomar la foto. Pero las versiones más avanzadas, con un precio de 14,99 libras esterlinas, tienen disparadores Bluetooth sobre el mango que se vinculan a tu teléfono inteligente, lo que significa que puedes controlar exactamente cuándo tomas tu foto".

LEE: 2014, el año de la 'selfie'

Es ese sistema con Bluetooth lo que ha hecho que funcionarios de Corea del Sur prohíban el uso de las varillas "no reguladas" para selfies y declaren que podrían ser peligrosas para otros dispositivos.

Liana Satenstein recientemente escribió acerca de este dispositivo para Vogue, bajo el titular "El #SelfieStick (varilla para selfie) podría ser el accesorio de moda más desvergonzado que haya existido".

"La varilla para selfies podría parecer exclusiva para quienes son extremadamente egocéntricos, pero antes de señalar con el dedo, o con una varilla, no soy la única que la usa", escribió Satenstein. "Busca #selfiestick en Instagram y aparecen casi 40.000 resultados de sonrientes parejas y familias con el dispositivo".

Un usuario de Twitter publicó: "Ahora soy el orgulloso propietario de una #selfiestick", junto a una fotografía en la que aparece con algunos amigos.

Esto genera la siguiente pregunta: ¿es solo cuestión de tiempo antes de que la tendencia salte el charco, dado que pocos estadounidenses tienen... bueno... control sobre las selfies?